lunes 12.11.2018
En Trinidad y Tobago
viernes 17 de Abril de 2009

Chávez saludó a Obama y le dijo: "Quiero ser tu amigo"

Saludo. Primer encuentro entre los presidentes de EEUU y Venezuela.

Saludo. Primer encuentro entre los presidentes de EEUU y Venezuela.

El presidente de Venezuela, Hugo Chávez, le dijo a su colega de Estados Unidos, Barack Obama, "quiero ser tu amigo" mientras se daban un apretón de manos antes del comienzo de la ceremonia inaugural de la quinta Cumbre de las Américas, que se está celebrando en Puerto España, en Trinidad y Tobago.

La oficina de la presidencia de Venezuela difundió una fotografía de ambos mandatarios, sonrientes, y calificó el saludo de "histórico".

Según la presidencia venezolana, fue el propio Obama quien "se acercó" a Chávez para saludarlo.

"Con esta misma mano hace ocho años yo saludé a (el entonces presidente de Estados Unidos, George W.) Bush", le dijo Chávez a Obama.

"Quiero ser tu amigo", completó el presidente venezolano.

Chávez, un fiero crítico del sistema capitalista, llamó en varias ocasiones al predecesor de Obama en la Casa Blanca, George W. Bush, "diablo", "borracho", "asesino" y "genocida" y ha dicho que debería ser enjuiciado por sus actos durante sus mandatos.

Desde que Obama asumió el poder Chávez ha hecho comentarios encontrados sobre el presidente del "imperio" estadounidense, en algunos casos apostando a que bajo su Gobierno puedan establecerse nuevas formas de relaciones con el resto del mundo y en otras afirmando que no tiene muchas esperanzas de su gestión.

Hace sólo unas semanas, el líder izquierdista lo calificó de "pobre ignorante" por unas declaraciones realizadas meses atrás acerca de que Chávez exportaba actividades terroristas y había interrumpido el progreso de la región.

Esas opiniones, reveló Chávez, han retrasado la designación de su nuevo embajador en Washington.

Pese a que Caracas y Washington mantienen un dinámico intercambio comercial, las relaciones entre sus gobiernos se hundieron a su punto más bajo en décadas en medio de un agrio intercambio verbal que terminó con la retirada de sus respectivos embajadores.

Chávez expulsó en septiembre el embajador de Estados Unidos en Venezuela y ordenó retirar su delegación diplomática de Washington como apoyo al Gobierno de Bolivia, que tomó una decisión similar en medio de una fuerte crisis política.