lunes 19.11.2018
Política
Denuncian que hubo diputados que no juraron
jueves 14 de Diciembre de 2017

Monzó "abrió" la sesión con un quórum de 7 segundos



El presidente de la Cámara de Diputados, el oficialista Emilio Monzó, "abrió" la polémica sesión extraordinaria por la reforma previsional con un quórum de 129 presentes que duró apenas siete segundos.

A las 14.35, el bloque de Cambiemos y sus aliados lograron tener la mayoría suficiente, aunque algunos legisladores de la oposición pusieron en duda quiénes fueron los últimos en ocupar la banca. Sospechan que uno de los diputados que se dispuso a debatir fue Jorge Enríquez, quien entró a la Cámara baja en reemplazo de la desplazada Joana Picceti, pero que todavía no juró su cargo. "Jamás me senté en la banca, es un disparate. Estaba atrás de Monzó, cuidando que no le peguen", se defendió el exsecretario de Justicia porteño, y anunció que querellará a los que divulguen esa versión.

Dos minutos más tarde, a las 14.37, la pantalla oficial volvió a marcar quórum con 130 diputados, en esta ocasión durante 20 segundos. En ese momento, un grupo de opositores se dirigieron hasta el estrado de Monzó para increparlo directamente. "Diputados tomen asiento, por favor, estoy con quórum, con la presencia de 130 diputados queda abierta la sesión especial, conforme al requerimiento efectuado por los señores diputados número reglamentario. La sesión tiene quórum", dijo ante el recinto, mientras algunos legisladores le mostraban cerca del rostro los casquillos verdes de las balas de goma que afuera había disparado un rato antes la Gendarmería contra los manifestantes.

En medio de la polémica y el griterío, el titular de la banca de Cambiemos, el radical Mario Negri pidió la palabra. "El que no quiere sentarse tiene libertad de no hacerlo. Los que desean hacerlo, es un derecho que tienen los legisladores. Una cosa es reclamar, otra cosa es obstruir, intentar interrumpir la sesión, que marcó quórum dos veces. Busque en los registros presidente", afirmó.

El presidente de la Cámara baja, Emilio Monzó, abrió la sesión con un quórum de 129 diputados. Al poco tiempo, marcó otra vez quórum con 130.

Antes que se suspenda la jornada legislativa, también dio un breve mensaje Elisa Carrió. "Lo peor que puede hacer una Cámara de Diputados es sesionar en este ambiente de violencia, que no ha sido generado por el interbloque de Cambiemos. La violencia se opone a la Constitución y a la paz, y como rechazamos la violencia le pido al presidente que levante esta sesión escandalosa. Vamos a ganar la votación, será esta semana o la otra, ¿va a haber compensación a los jubilados? Si, por eso estoy sentada acá. No asusten más a la gente", prometió antes de abandonar el recinto.

Tras el fuerte cruce entre los diputados y en medio del festejo de la oposición, Monzó levantó la sesión a las 15.10 y finalmente se postergó el tratamiento de los cambios a la fórmula de movilidad jubilatoria.

10 comentarios