31 de mayo 2024 - 13:30

Era una promesa del boxeo argentino, pero dejó el deporte y ahora se dedica a su nueva pasión

Pintaba para hacer un largo camino en el boxeo pero decidió colgar los guantes para dedicarse a la música: enterate quién es.

Ezequiel Matthysse, la promesa del boxeo argentino que se dedicó a ser cantante de RKT.

Ezequiel Matthysse, la promesa del boxeo argentino que se dedicó a ser cantante de RKT.

El apellido Matthysse y el boxeo parecieran ser la misma palabra en Argentina. Los hermanos Walter, Lucas y Soledad se dedicaron a una vida de puños arriba del ring. Los tres consiguieron importantes cinturones que lo llevaron a hacerse conocidos en el deporte nacional. Sin embargo el protagonista de la historia de hoy no es ninguno de ellos tres.

Ezequiel Matthysse, hijo de Walter (campeón latino) y sobrino de Lucas y Soledad (campeones mundiales), decidió seguir el mismo camino que hizo su familia. Criado entre gimnasios y guantes parecía que mucho camino para elegir no tenía, pero luego de haber probado el universo de las piñas, el chubutense se dio cuenta que su felicidad estaba en otro mundo completamente distinto: la música.

Cómo fue la carrera de Ezequiel Matthysse en el boxeo

El nacido en Trelew el 8 de julio de 1998 tuvo una corta carrera. El 21 de noviembre del 2020 inició su camino en el boxeo al debutar con victoria ante Dante Román Cano por nocaut técnico. Sin embargo, el 16 de julio de 2022 se despidió del cuadrilátero al derrotar a Germán Ignacio Peralta. En poco más de un año y medio, Ezequiel estuvo presente en 9 peleas: 8 ganadas (4 por nocaut) y 1 perdida. En su breve paso por el boxeo, que era muy prometedor, el hijo de Walter consiguió un título del mundo amateur y también sudamericano. Además, levantó un cinturón como campeón latino de la WBC como profesional.

A pesar de haber arrancado bien y de tener una historia familiar detrás de todo eso, el ex pugilista no se sentía del todo conforme con su vida: "Es algo que me venía haciendo ruido hace un tiempo. Me empecé a preguntar si estaba haciendo lo que me gustaba o no. Es algo medio raro, loco", explicó en una entrevista para TyC Sports.

image.png

Además "El Nino Terrible" añadió: "No sé bien cómo explicarlo. Mi mente se empezó a preguntar qué estoy haciendo de mi vida... Estoy haciendo algo sólo por lo que dice la gente... Porque toda tu familia fue cierta cosa y vos tenés que hacer lo mismo, ser el heredero, seguir la dinastía... ¿Yo en verdad quiero eso o me gusta hacer otra cosa? Fue la pregunta de este tiempo. Caí en un momento y tomé la decisión de tirarme a la música. No quiero que se me pase ese sueño tampoco".

En octubre de 2022 se bajó una semana antes de una pelea que iba a dar por una cuestión de salud. En la recta previa antes del combate tuvo problemas para llegar al peso acordado y el equipo decidió que no pelee. Además, meses previos a esa pelea al exboxeador le agarró un tic nervioso, que lo llevó a darse cuenta que la presión por el boxeo no le estaba haciendo bien: "Unos meses antes de pelear por el título me había agarrado un tic nervioso en los ojos. Me estaba matando en el último tiempo. Pestañaba fuerte a cada rato. Me acuerdo que, después de que se me pasó, mi mujer me decía que tenía miedo. Me quedaban los ojos rojos por los nervios...Cuando tomé la decisión, a las dos semanas ya el tic desapareció como por magia".

La nueva vida de Ezequiel Matthysse tras dejar el boxeo

En estos últimos dos años la vida de Ezequiel gira entorno a su nueva pasión. El que solía repartir trompadas en el ring se dedica a cantar cumbia RKT, género donde ya hizo canciones con L-Gante, Fidel Nadal, Pala Ancha, El Perro, entre otros. Además, por supuesto que realiza shows y a promocionarlos por su cuenta de Instagram donde tiene 1 millón de seguidores.

Según contó Matthysse su pasión por la música ya venía desde chico cuando su abuelo le regaló un teclado: "Me metí a la música por mi viejo también. Me acuerdo que era chico, tendría dos o tres años, tengo imágenes... Él tenía un teclado y se juntaban a hacer karaoke en el barrio, en las Mil Viviendas. Recuerdo siendo chiquito que veía el teclado y que era algo que me llamaba mucho la atención. Y a los ocho años me compraron uno".

Asimismo, otra de las cosas que lo hicieron darse cuenta que el boxeo no iba más con él fue el hecho de no estar más unido con su familia. Ezequiel mencionó que la dinastía solía entrenarse en un gimnasio en la preparación de las peleas de su tío, pero luego del retiro de Lucas (quizás el mas reconocido de la familia por sus logros) cada uno siguió por su lado. Luego de no estar tanto tiempo con su padre ni con sus tíos, Ezequiel no le encontró demasiada motivación al mundo del boxeo: "Me di cuenta que me impulsaba la familia. Pienso que si hubiese estado con mi familia seguramente hoy estaría".

Pese a estar alejado de los guantes en la actualidad, el boxeo es algo que a Ezequiel Matthysse le corre por las venas. Sobre la posibilidad de volver al ring el chubutense expresó: "No sé qué puede pasar mañana. Capaz un día me pica el bicho con el boxeo y puede ser. En este momento, no estoy. Prefiero no subir al ring con la mente así porque sé que me puede ir mal".

Dejá tu comentario

Te puede interesar