Hazaña en la Davis: superó a Croacia y es semifinalista

Deportes

«Fue un sufrimiento impresionante. Juan estaba cansado, con calambres producto de los nervios. Salió a jugar el quinto punto contra un desconocido, que no tenía nada que perder y logró un gran triunfo», señaló en medio de la euforia el capitán argentino de Copa Davis, Alberto Mancini.

Minutos antes, Juan Ignacio Chela había derrotado a Sasa Tuksar por 3-6, 6-4, 7-6 (8-6) y 7-6 (7-5), dándole a la Argentina el tercer y decisivo punto ante Croacia, en Zagreb, para clasificar a las semifinales de la Davis.

La Argentina, que logró sortear una serie que se presentaba dificilísima pero se alivianó por la ausencia de Mario Ancic, segunda raqueta de los croatas, se medirá en semifinales con Australia, del 22 al 24 de setiembre en Buenos Aires.

En el primer partido de la jornada, Nalbandian perdió por 6-3, 6-4 y 6-4 con el croata Ivan Ljubicic, lo que alargó el suspenso al igualar la serie en dos. Nalbandian no pudo controlar en ningún momento el terrible saque del croata, que llegó a conectar 35 aces a lo largo de los tres parciales. Luego fue el turno de Chela, que se medía ante el 159 del mundo pero entró a la cancha nervioso, sin soltar sus golpes y bastante estático, por lo que le cedió la iniciativa al croata, en una táctica equivocada. Tuksar, sin nada que perder, empezó a agrandarse. El croata sabía que nadie iba a reprocharle una derrota en sets corridos ni mucho menos, y por ese motivo comenzó a pegarle con mayor confianza a medida que corrían los puntos. En el séptimo game, le quebró el servicio a Chela y luego se encaminó hacia la victoria por 6-3.

En el segundo parcial, Chela se soltó un poco, se adelantó en la cancha y entonces logró imponerse en un set muy parejo, aunque no bien jugado. A partir de ese momento parecía que Chela se adueñaba definitivamente del encuentro, pero el argentino volvió a desconcentrarse y agrandó nuevamente a Tuksar, quien rápidamente se adelantó 3-1. El set era ampliamente favorable al croata, que llegó a ponerse 5-3, pero ahora fue el local el que sufrió los nervios de cerrar el set, y entre errores no forzados y un nivel muy flojo de ambos se desembocó en un tie break que cayó del lado del argentino. En el cuarto set se repitió la paridad con la que se venía jugando, con un croata en un nivel muy superior al puesto 159 que ostenta en el ranking y con Chela apenas empujando la pelota del otro lado. Chela, a quien le pesó, y mucho, la responsabilidad de tener que ganarle a un ignoto tenista, llegó a tener una ventaja de 5-3 y hasta cuatro match point, pero recién lo pudo definir dramáticamente en el tie break para colocar a la Argentina en las semifinales.

Dejá tu comentario