La deuda de Boca: su ofensiva de u$s 33 M necesita 15 llegadas para marcar un gol

Deportes

Boca respira un poco más tranquilo que hace un par de semanas. Guillermo Barros Schelotto logró su primera victoria en el club de la Ribera frente a Unión en el último suspiro del partido y sus dirigidos se mantienen a la expectativa tanto en el torneo local como en la Copa Libertadores. Sin embargo, hay una deuda que preocupa, y mucho, que debe ser saldada si se quiere luchar hasta el final: la falta de gol.

La baja eficiencia del equipo es alarmante: en los 11 partidos oficiales que Boca jugó en el año generó 124 situaciones de gol, de las cuales apenas pudo concretar 8, es decir un 6,45%. Esto representa que el equipo de Guillermo necesita llegar hasta el arco rival más de 15 veces para poder convertir.

Si lo desglosamos, por el Torneo de Transición los capitaneados por Carlos Tevez generaron 79 situaciones y marcaron 7 goles (8,86% de efectividad), por la Libertadores tuvieron 37 ocasiones y convirtieron 1 tanto (2,27%), mientras que por la Supercopa Argentina le pegaron 8 veces al arco sin poder vencer a Sebastián Torrico (0%).

Esta situación debe ser solucionada de inmediato, teniendo en cuenta las aspiraciones de Boca de levantar un título y del importante caudal ofensivo que tiene el "xeneize". Según el sitio especializado Transfermarkt.es, Barros Schelotto cuenta con 33 millones de dólares en delanteros entre sus cinco atacantes: Tevez (u$s 16,6 millones), Daniel Osvaldo (u$s 5,5 millones), Cristian Pavón (u$s 2,2 millones), Andrés Chávez (u$s 4,6 millones) y Sebastián Palacios (u$s 4 millones).

Pese a contar con todo este material, y que Osvaldo apenas jugó poco más de dos partidos aquejado por diferentes lesiones, Guillermo ya avisó que a mitad de año pedirá por lo menos a un delantero, ya que considera que no tiene referentes de área. Si uno ve los nombre que tiene Boca en comparación al restote los equipos, la afirmación parece exagerada, pero los números le dan la derecha al flamante entrenador.

Para trazar un paralelismo, y poder observar objetivamente el bajo poder de fuego de la ofensiva de Boca, se puede comparar los números del conjunto de la Ribera con los de Defensa y Justicia, equipo que generó la misma cantidad de situaciones que Boca, 79, en el Torneo de Transición pero marcó 18 goles, 11 tantos más. De esta manera, el equipo que tiene una delantera valuada en apenas u$s 4,3 millones, repartida en 12 delanteros, necesita atacar 11 veces menos que los conducidos por Guillermo Barros Schelotto para inflar la red rival.

Esto demuestra que Boca tiene el material y genera las situaciones suficientes como para marcar más goles. Sin embargo, la falta de eficacia deja a la intemperie un problema estructural que se presenta como el principal desafío para Guillermo y su cuerpo técnico si quieren ser protagonistas hasta el final del actual semestre.

Dejá tu comentario