¿Qué le pasó a Zambrano en el entretiempo que apareció con un ojo hinchado?

Deportes

El zaguero peruano volvió al segundo tiempo con su pómulo izquierdo hinchado y un raspón en su cachete. Al vestuario se habían ido con unas recriminaciones de Benedetto.

Un golpe en el pómulo izquierdo del defensor peruano Carlos Zambrano, que pudo observarse antes de comenzar el segundo tiempo, originó otro posible conflicto en el vestuario de Boca, en medio de una crisis futbolística que parece no tener fin.

Al finalizar el primer tiempo, los jugadores de Boca se reunieron en el centro del campo, antes de dirigirse al vestuario, y allí Darío Benedetto tomó la palabra y, con mucho ímpetu, formuló reclamos a sus compañeros, seguramente por el mal desempeño del equipo en ese tramo del encuentro.

En realidad, el delantero habló en general y no se notó algo en especial contra el zaguero peruano, quien lo escuchó en el campo y luego se fue al vestuario con todo el grupo.

Sin embargo, al regresar para disputar el segundo tiempo, Zambrano tenía una marca sobre el pómulo izquierdo, lo que fue advertido por las cámaras de la televisión, que lo enfocaron reiteradamente.

Surgieron distintas versiones sobre el hecho, como una discusión entre el defensor y Benedetto, que se habría producido en el extenso túnel que conecta el campo de juego de Racing con los vestuarios.

En tanto, desde el entorno del plantel se habló de un codazo de un jugador de Racing, cuando terminó el primer período, pero Zambrano no tenía ninguna marca en su rostro.

Lo concreto es que tras la eliminación en la Copa Libertadores, hace un mes, Boca entró en una crisis que derivó en la salida del entrenador Sebastián Battaglia, el defensor Carlos Izquierdoz y otros problemas extrafutbolísticos.

Temas

Dejá tu comentario