Dirigentes del PJ jujeño: “No es momento” para reformar la Constitución

Edición Impresa

Dirigentes del PJ de Jujuy y de otros espacios opositores al Gobierno del radical Gerardo Morales, convocados en la Legislatura local, consideraron que “no es el momento” para modificar la Constitución provincial y advirtieron que hay “otras necesidades que atender y respetar”.

Los pronunciamientos brotaron en el marco del debate en el Parlamento para avanzar con el proyecto de reforma parcial de la Carta Magna activado días atrás por el mandatario, actual titular de la UCR nacional y precandidato presidencial.

De la discusión participaron referentes del PJ, del radicalismo, del PRO, de Lyder (Libertad y Democracia Responsable) y del Partido Socialista, entre otros espacios políticos.

El cuerpo legislativo jujeño tiene 48 diputados provinciales y refleja un dominio del oficialismo, que cuenta con 31 votos que concita el Frente Cambia Jujuy. Por eso sólo le falta un voto adicional para completar los dos tercios necesarios para avanzar con el proyecto de la reforma constitucional.

En ese marco toma importancia el posicionamiento del PJ jujeño y su bloque de legisladores, además del espacio Juntos por Jujuy (también opositor al oficialismo),que integran el número de legisladores que rechazarían la reforma.

“Nosotros llevamos la cuarta reunión en el marco del Consejo del PJ y nuestra opinión es que no es el momento para la reforma”, señaló la vicepresidenta primera del PJ jujeño y exsenadora nacional Liliana Fellner, tras el encuentro en la Legislatura.

Fellner recordó que el justicialismo presentó proyectos de reforma parcial pero “en lo que tiene que ver en el tratamiento de la mujer y comunidades indígenas”, y advirtió que hoy “la gente no llega a fin de mes económicamente”, por lo que “no es el momento adecuado de ninguna manera”.

Consultada sobre si los diputados justicialistas tendrán libertad de decisión, Fellner respondió que “no hay libertad de acción”. “Cuando un partido toma una determinación es orgánico”, dijo.

Por el lado del Frente de Izquierda, el diputado nacional Alejandro Vilca expresó una postura crítica al proyecto porque “está alejado del pueblo trabajador” debido a que no se va a discutir “ni los salarios, ni la precariedad laboral, ni tarifazos”.

“Es un intento de ir contra las libertades democráticas y derechos elementales como la protesta”, agregó, y consideró que “se busca una maniobra reeleccionista del gobernador, quien busca perpetuarse en el poder”. La iniciativa anunciada por Morales incluye, entre otros ejes, la prohibición de los cortes de ruta y del indulto a quienes cometan delitos de corrupción que deriven en enriquecimiento. Y no contempla modificar la cláusula respecto de la no re-reelección a gobernador.

Con ese telón de fondo, ayer continuó en la Legislatura el tratamiento del proyecto, con la convocatoria a distintos espacios políticos. Por su parte, representantes de comunidades indígenas manifestaron que sus “derechos, libertades y garantías están puestas en juego” y presentaron un pedido sobre el trabajo parlamentario, para que se instrumente la consulta previa, libre e informada, en los términos que marca la Ley Nacional 24.071.

Dejá tu comentario