Amenaza el campo con volver a la protesta

Economía

Varios dirigentes del sector agropecuario y legisladores que provienen del ámbito rural sumaron sus críticas a Cristina de Kirchner luego de sus declaraciones sobre la sequía el lunes en Casa Rosada. La Federación Agraria Argentina (FAA), entidad liderada por Eduardo Buzzi que nuclea a pequeños productores, amenazó incluso con volver a protestar.

A través de un comunicado, el comité de acción gremial de la FAA aseguró: «La economía nacional y la situación de miles de productores serán afectados por la seca, y el Estado debe reconocer esa crisis y dar de una vez las respuestas que la gente necesita, porque si nada cambia, el campo volverá a la protesta».

Los diputados nacionales Juan Casañas (Tucumán-UCR), Lucio Aspiazu (Corrientes-UCR) y Jorge Chemes (Entre Ríos-UCR) también criticaron a la mandataria. «Es increíble que la Presidenta diga que los efectos de la sequía son mínimos, cuando en muchas localidades las pérdidas fueron prácticamente totales, como Río Cuarto, Nogoyá, Gualeguaychú o algunas localidades del NOA, y en la mayoría de los casos para la soja y el maíz fueron de entre el 20% y el 50%», destacaron.

Desde la Sociedad Rural Argentina (SRA), entidad que lidera Hugo Biolcati, también replicaron las declaraciones de Cristina de Kirchner y reclamaron «previsibilidad» ante la grave situación que atraviesa «gran cantidad de productores».

Por su parte, el presidente de la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aries y La Pampa (CARBAP), Alberto Frola, dijo que «la Presidente está mal asesorada. No todas las producciones agropecuarias de la provincia de Buenos Aires están en la zona núcleo ni sobrepasan los costos de indiferencia». Y agregó: «Algún organismo estatal debiera acercarle a la Presidente información real sobre la situación de los cultivos en Buenos Aires, en donde más de la mitad de los distritos que la componen han pedido la declaración de emergencia y desastre agropecuario por los efectos climáticos adversos».

Por último, la Confederación de Asociaciones Rurales de la Tercera Zona (CARTEZ), que dirige Néstor Roulet, aseguró que «relativizar o desconocer la crítica situación que están atravesando los productores resulta inaceptable. Pero la circunstancia se agudiza aún más cuando quien asegura que el daño producido por la sequía es «mínimo» es la máxima autoridad de la nación. Su investidura la obliga a requerir ajustado y constante asesoramiento respecto de la evolución de las distintas situaciones por las que atraviesa el país. Su discurso nos lleva a pensar que ha equivocado la elección en cuanto a la asesoría en materia agropecuaria».

Dejá tu comentario