Pymes industriales: casi un 40% tuvo problemas para atender demanda

Economía

Según un informe del Observatorio Pyme, la tendencia continúa. Las empresas tienen más pedidos pero menos personal trabajando. Para mediados de 2021 se espera recuperar al nivel pre-pandemia.

Un informe de la Fundación Observatorio Pyme señala que en el tercer trimestre de este año casi 4 de cada 10 empresas del sector industrial no pudo satisfacer de manera inmediata el requerimiento de la demanda al registrar una duplicación de pedidos respecto del trimestre anterior.

Los datos forman parte del Informe Coyuntural “Cierre de año y perspectivas 2021” que elabora la entidad en base a su tradicional Encuesta Coyuntural a PyME Industriales y de Software y Servicios Informáticos.

“La reactivación observada durante el tercer trimestre, con la duplicación de las órdenes de pedidos con respecto al segundo trimestre, colocó al 38% de las pyme industriales en la posición de no poder satisfacer inmediatamente la demanda”, señala el informe. Si bien el dato en principio habla de una reactivación de la economía, el estudio señala que “esta situación advierte sobre el deterioro del capital físico, la dificultad para reactivar a todo el personal y la insuficiencia del capital de trabajo de estas empresas”.

De acuerdo con las conclusiones del trabajo “el faltante de productos para la venta observado durante el último trimestre no obedece solamente a la incertidumbre sobre el precio futuro de reposición, sino también y más simplemente a la insuficiente capacidad productiva del sector” .

Por otro lado, el reporte indica que “las PyME de software y servicios informáticos (que recibirán el beneficio de la reciente reglamentación de la Ley de Economía del Conocimiento) en ningún momento experimentaron caída de sus ventas”. El trabajo detalla que “aún en el momento más álgido del ASPO, en el segundo trimestre del año, vieron aumentar su facturado real en un 14% interanual”. De acuerdo con los detalles del estudio, en el tercer trimestre del año repitieron ese mismo desempeño.

Por otro lado, el trabajo plantea que durante el próximo año, los esfuerzos de los empresarios pyme estarán dedicados al “desarrollo de estrategias orientadas a la mayor eficiencia productiva y de gestión”. Entre ello se menciona el monitoreo permanente de los flujos de efectivo y contención de costos; la focalización de los recursos financieros y económicos en la actividad principal; y la integración con los principales clientes y proveedores.

Se destaca que “el 70% de las pyme retornará al nivel de actividad de la pre-pandemia durante el primer semestre 2021 y el restante 30% se distribuye entre el segundo semestre y el 2022”.

Vicente Donato, director del FOP, señaló a Ámbito que “hubo una explosión de pedidos a medida que fuimos saliendo del aislamiento” que se combinó con el hecho de que “las empresas todavía no tienen a todo el personal incorporado, tienen problemas de capital de trabajo y tienen que armar una reorganización del proceso productivo tienen”.

“El rebote del segundo trimestre fue muy fuerte y tomó a las empresas de improviso y sin capital de trabajo”, explicó el titular del FOP, quien indicó que “lo importante es que se pensaba que el desabastecimiento que se vio a mediados de año era producto de especulación por el dólar y la brecha por costo de reposición, pero es un problema de organización económica”.

El economista indicó que “la tendencia siguió en el cuarto trimestre, se sostuvo y se aceleró” por lo que concluyó que “la expectativa es llegar a mitad de 2021 con la recuperación al nivel prepandemia”.

No obstante advirtió que “hay que mirar el diferencial por tamaño de las empresas porque medianas cayeron en mayo y junio pero luego se recuperaron rápidamente”. “Algo va a haber con las empresas más chicas porque las micropymes son las que no aceleran”, explicó Donato.

Dejá tu comentario