Etiqueta negra que no se bebe

Economía

Después de dejar IBG (la división indumentaria de The Exxel Group) el empresario Federico Alvarez Castillo vuelve al mercado: con una inversión de u$s 1,2 millón, la semana próxima inaugurará en San Isidro (Dardo Rocha) la primera tienda de su nueva marca, Etiqueta Negra, que aspira a ser el Armani local con precios también «locales». Sin embargo, su apuesta más grande está en Estados Unidos: «El año próximo comenzaremos a venderle a la cadena de tiendas de lujo Neiman Marcus. El comienzo será modesto: un par de percheros en sus sucursales de Miami y Nueva York; si la demanda es buena, extenderemos la cobertura a más tiendas», dice Alvarez Castillo (Neiman tiene 250 sucursales). El local de San Isidro tendrá también un restorán, que abriría recién a fines de año; la superficie total del complejo rondará los 1.500 m2. Alvarez Castillo tendrá como socio (40%) a su cuñado Juan Cahen D'Anvers (hermano de Paula, que continúa como diseñadora para el Exxel). «Venderemos dos líneas de productos: una más formal y otra para tiempo libre», dice el empresario. «Creemos que nuestro fuerte serán los jeans, sobre todo en el exterior: los consumidores más sofisticados en Estados Unidos se cansaron de las marcas como Levi's, que son consideradas commodities. Por eso buscan marcas desconocidas, con mucho componente de diseño, y ése es el nicho que atacaremos nosotros. Pero para exportar las cadenas exigen que tengas un depósito de mercadería en Estados Unidos: no nos tienen demasiada confianza por ahora...»

Dejá tu comentario