Gobierno envía a inspectores de la AFIP a controlar Precios Máximos

Economía

El Gobierno profundiza medidas en busca domar la inflación y pone una vez más el ojo sobre los puntos de venta y el cumplimiento de la política de precios.

El Gobierno profundiza medidas en busca de “bajar la inflación” y pone una vez más el ojo sobre los puntos de venta y el cumplimiento de la política de precios. Es uno de los ejes principales de la reunión de Gabinete Económico que comenzó este miércoles en Casa Rosada a las 10 horas y continuó con un almuerzo.

La principal medida que se decidió es que por instrucción del Jefe de Gabinete de Ministros, Santiago Cafiero, los inspectores de la AFIP salgan a controlar el cumplimiento de Precios Máximos. También se va a controlar la aplicación de la ley de abastecimiento y se analiza un aumento de sanciones.

Otro de los temas importantes de la agenda fue la eventual asistencia a sectores que pudieran ser afectados por el cierre de actividades que evalúa el Gobierno ante el avance exponencial en los casos de Covid-19. Las medidas en estudio contemplan la reimplantación de una suerte de compensación parecida al Ingreso Familiar de Emergencia (IFE) que se otorgó el año pasado, pero no con carácter universal sino acotado a los sectores más necesitados, entre otras como ya se estableció el refuerzo del REPRO.

Inspecciones

Al término de la reunión de gabinete económico la secretaria de Comercio Interior, Paula Español explicó que se va a “profundizar” el trabajo de inspecciones que se vienen llevando a cabo desde hace un año. “Efectuamos más 35 mil fiscalizaciones en conjunto con municipios y provincias. Ese trabajo se va a fortalecer aún más en las semanas que siguen”, indicó la funcionaria en declaraciones a los periodistas acreditados en la Casa Rosada.

Al respecto, explicó que “se van a contratar entre 300 y 500 inspectores a la brevedad” y además, “en conjunto con la AFIP vamos a llevar adelante todo lo que son fiscalizaciones de precios, de políticas de precios, (precios Máximos y Cuidados) y también vamos a sumar, la ley de góndolas”. En el gobierno estiman que “todo este conjunto de herramientas nos permiten tener un cuidado mucho más cercano de lo que es el precio y el abastecimiento”, como dijo Español.

Asimismo, remarco que existen resoluciones bajo la Ley de Abastecimiento “que nos van a permitir hacer inspecciones en los comercios y en las empresas”.

Ante el vencimiento del acuerdo de cortes de carnes a precios accesibles, la secretaria precisó que “estamos trabajando para prorrogarlo pero de una manera mucho más amplia con una política más agresiva de precios y con un alcance territorial mucho mayor”.

En este sentido, indicó que la intención es que los productos no “estén (solo) en los grandes supermercados sino que tenga una mayor llegada territorial y con una clara política de precios que se sostenga a lo largo del año para que el acuerdo dure para todo el año”. Con este mismo criterio, la Secretaria trabaja para ampliar la presencia en comercios de cercanía también para los precios máximos y cuidados. “Estamos trabajando ahora en nueva canastas para poder ampliar la llegada de los productos a todos los comercios de proximidad”, aseveró la funcionaria.

La Secretaría de Comercio Interior viene realizando inspecciones sobre el abastecimiento de productos contemplados dentro de los programas de precios máximos y cuidados. El procedimiento que se aplica consiste en que el inspector verifica si el producto se encuentra, o no en la góndola, en función de ello va al depósito del comercio, luego al depósito central y, en caso de continuar el faltante, a la empresa productora.

Para determinar sanciones, se verifica la información tanto del punto de venta como de la empresa proveedora. En caso de no existir justificación del faltante, se procede a la aplicación de multas. Este fue el mecanismo que se aplicó para sancionar a 11 compañías a comienzos del año. La imputación se tomó a través de la Subsecretaria de Acciones para la Defensa de las y los Consumidores (SSADC) y alcanzó a Mastellone, Fargo, AGD, Danone, Molinos Cañuelas, Bunge, Molinos Río de la Plata, Unilever, P&>, Paladini y Potigian.

Este miércoles la Subsecretaría de Acciones para la Defensa de las y los Consumidores, imputó a las empresas Nestlé, Agropecuaria Paso Viejo ya Mondelz por presuntas infracciones en los etiquetados de los productos que podrían inducir a la confusión de las y los consumidores.

Mientras tanto, crece la oposición de las empresas a la política de precios máximos. En tal sentido, Am Cham, la cámara que agrupa a las empresas de capital estadounidense en la Argentina, reiteró su pedido de derogación del sistema.

Entre los empresarios de las grandes cadenas de comercialización de productos masivos se señala que llegan a tener entre 50 y 70 inspecciones por día (en las distintas sucursales) y que en este segmento se cumple con la política de precios máximos dispuesta por el Gobierno, pero que no sucede lo mismo con los pequeños comercios o los supermercados chinos.

En este sentido explican el faltante de productos en las grandes cadenas ya que, sostienen, los distribuidores prefieren venderle a los supermercados chinos y a los pequeños negocios a precios por encima de los establecidos por el Gobierno.

Preocupación

En el Gobierno existe particular preocupación por la marcha de los precios, particularmente de los alimentos, es decir los productos que más pegan en el bolsillo de la población con menores recursos.

Mientras se espera que este jueves el INDEC de a conocer la inflación del mes pasado, la mayoría de las consultoras privadas calcula en cerca de 4% la suba del índice de precios correspondiente a marzo.

Yla inflación no cede según las mediciones de la consultora Eco Go: en la primera semana de abril los precios de los alimentos vienen avanzando a un ritmo mensual de 4,2%.

Entre los productos que más subieron se encuentra la carne vacuna – los cortes delanteros se encarecieron 8,2%-. Precisamente estas subas fueron las que llevaron a la secretaria de Comercio, Paula Español, a señalar que no le temblaría el pulso a la hora de cerrar las exportaciones de carnes. Sin embargo, estas declaraciones fueron luego relativizadas por le vicejefa de Gabinete, Cecilia Todesca.

El consenso de las consultoras que registra el REM, prevé una suba de 3,4% para el índice precios al consumidor en abril. Recientemente se decidieron subas en las prepagas, aumentos en las tarifas de las taxis y el subte (Capital Federal) y, entre otros ajustes, YPF anunció un incremento de 15% en las naftas a aplicar hasta mayo.

Cabe agregar que a fines del mes pasado dejó de tener vigencia el decreto que congelaba los precios de los alquileres, en tanto se calcula que las expensas aumentarán entre 5 y 7% como consecuencia del aumento en los sueldos de los encargados de edificios. También se actualizaron 10% los salarios del personal doméstico.

Dejá tu comentario