Mastellone produjo más leches y exportó más, pero perdió $2.287 millones

Economía

La láctea dueña de La Serenísima atribuyó estos resultados de 2020 al congelamiento de precios que aplicó el Gobierno. Y no recibió subsidios.

Mastellone Hermanos, la principal empresa láctea de la Argentina, informó ayer a la Comisión Nacional de Valores que en 2020 registró una pérdida neta de 2.287 millones de pesos. Este resultado se dio a pesar de que la compañía presidida por Pascual Mastellone vendió más litros de leche que en 2019 y también pudo aumentar sus exportaciones.

La compañía cuya propiedad la familia Mastellone comparte con Arcor, destacó en un comunicado que esta pérdida se explica por “un deterioro en sus márgenes, principalmente por el incremento en los costos de la compañía, superior al 40%, los nuevos costos asociados a la pandemia y la imposibilidad de compensar los mismos actualizando los precios de venta de sus productos”.

En otro párrafo del comunicado que acompañó su balance, Mastellone sostuvo: “A pesar del resultado, durante el ejercicio anual la compañía registró un significativo incremento de litros de leche procesados versus 2019, lo cual le permitió garantizar el normal abastecimiento de productos lácteos en todo el territorio nacional”.

A la vez, añadió que “ante un mercado interno afectado por la situación general del país, logró mantener sus volúmenes de venta, creciendo incluso doble dígito en categorías definidas como estratégicas. Asimismo, el incremento en la materia prima procesada, le permitió aumentar considerablemente sus exportaciones hacia distintos mercados internacionales”.

Para explicar la pérdida de rentabilidad que afectó su balance, la empresa dijo: “Por caso, en el marco del programa de Precios Máximos impuesto por el Gobierno nacional, sólo se recibió autorización para aumentar los precios por apenas un 5%. Asimismo, durante el año 2020, la empresa afrontó un costo adicional de 875 millones de pesos producto del covid-19 y debió afrontar incrementos en el costo laboral, en logística, en energía y en leche cruda”.

También destacó que “a pesar de las complicaciones del 2020, Mastellone Hnos. no recibió durante el ejercicio ningún tipo de asistencia económica, ni impositiva, por parte del Estado, ya sea ATP, REPRO u otro de los planes oficiales dispuestos por el Gobierno Nacional”.

La empresa también aprovechó para salir al cruce de denuncias de la Secretaría de Comercio Interior sobre falta de abastecimiento contra varias alimenticias. Y recalcó: “A pesar del balance negativo, la empresa ratifica una vez más su compromiso con los consumidores, como lo viene haciendo a lo largo de sus 91 años, abasteciendo diariamente a 70 mil puntos de venta en toda la Argentina con la calidad de siempre”.

Reperfilamiento

La empresa también buscó enviar un mensaje de tranquilidad a los inversores financieros respecto de los vencimientos de su deuda que tendrá que enfrentar en los próximos meses: “Y en cuanto al vencimiento del próximo mes de julio de su deuda financiera, la compañía confía que logrará una refinanciación, en condiciones adecuadas para todos los grupos de interés, conforme lo ha hecho ante similares situaciones”.

En la parte final de su informe a la CNV, Mastellone Hermanos SA destinó un párrafo a la convocatoria que está haciendo el Gobierno a los distintos sectores productivos para consensuar una política de precios y salarios. Dijo que la firma “cree en los espacios de diálogo dispuestos por el Gobierno en las mesas sectoriales para trabajar en una salida paulatina del control de precios, y una mejora en el corto plazo en los niveles de consumo en la economía doméstica, lo que contribuirá para lograr mejores resultados en 2021”.

Temas

Dejá tu comentario