Subieron los dólares financieros; Central suma (pocas) reservas

Economía

En lo que va de la semana, la autoridad monetaria acumuló por sus intervenciones en el mercado de cambios un saldo neto de u$s12 millones.

Sin prisa, pero sin pausa, los dólares financieros vienen teniendo un reacomodamiento de precios al alza, pese a que en el mercado señalan que organismos oficiales siguen interviniendo en el mercado de bonos para que las cotizaciones no se disparen. Ayer el contado con liquidación (CCL) que se realiza a través del bono AL30 tuvo su tercer aumento consecutivo: avanzó 66 centavos para situarse en $144,57. De esta forma, la brecha con respecto al dólar oficial mayorista (que cerró en $84,91) se colocó en 70,3%

Lo positivo, en cuanto al CCL de bonos, es que se achicó el spread respecto a los liqui que se realizan a través de instrumentos de renta variable. Ayer el CCL de acciones cerró en $148,40, según un promedio que realiza Clave Bursátil en base a los 5 papeles más operados. Esto significó un retroceso de $2,15 en relación al día anterior.

Por otra parte, el MEP vía AL30 tuvo un alza de $0,84 y concluyó la jornada en $144,39. En esta caso, la diferencia con relación a la divisa que administra el Banco Central es de (70,05%).

“Vamos a tener presión sobre las brechas, de hecho, ya la estamos teniendo”, consignó el jefe de estrategia de Cohen Aliados Financieros, Martín Polo. Y añadió: “El contexto local no ayuda en términos de señales de política macro. Estamos teniendo una creciente conflictividad económica, el riesgo país continúa alto y eso aumenta la preocupación de los agentes. A eso debemos sumar una inflación que viene más alta que el ritmo de devaluación oficial, por lo que la cobertura aumenta y eso presiona sobre el mercado paralelo”.

En lo que refiere al dólar oficial, sin embargo, Polo aclaró: “El Gobierno va a tratar de depreciar lo menos posible, intentando aprovechar este contexto internacional de dólar que se debilita y mejora en los términos de intercambio para anclar esas expectativas”.

“El mercado se va haciendo a la idea de que un salto devaluatorio al estilo de 2014 es cada vez más difícil y que las probabilidades disminuyen a medida que se van acercando las elecciones. Lo que puede llegar a darse es una aceleración en la tasa de devaluación, pero la probabilidad de que suceda luego de las elecciones es mucho mayor”, consignó el analista de renta fija de Capital Markets Argentina, Nicolás Viveros.

Por ahora, tanto el MEP como el CCL siguen mirando desde abajo al dólar que se adquiere a través del home banking, que ayer cerró a un valor de $149,41.

En lo que refiere a las reservas, el Banco Central arrancó los primeros días de 2021 comprando dólares, aunque ahora en modo hormiga. Según estimaciones preliminares, en las tres ruedas del mes lleva un saldo neto positivo de u$s12 millones, una cifra casi neutra, pero que permite continuar la racha positiva que se inició en diciembre pasado, mes en el que la autoridad monetaria logró adquirir más de u$s600 millones. No obstante, el BCRA está lejos de recomponer lo perdido entre el 1 de enero y el 31 de diciembre 2020: en esos 366 días hubo un saldo vendedor que superó los u$s4.130 millones.

En lo que refiere a reservas brutas, ayer la entidad finalizó el día con u$s39.542 millones en sus reservas, por lo que hubo una nula variación en relación al número que se observaba el martes. Según un cálculo estimativo del broker Invertir en Bolsa (IEB), al 28 de diciembre la autoridad monetaria contabilizaba entre sus tenencias netas un saldo de u$s4.826 millones, aunque al descontar el oro y los derechos especiales de giro quedaría un número negativo (aproximadamente -u$s519 millones).

“El comportamiento de compras netas y una mayor selectividad o dureza para otorgarles dólares a los importadores permitió que el nivel de negatividad de las reservas líquidas se contraiga a lo largo de diciembre”, resumió en un informe audiovisual de IEB el economista de la firma Norberto Sosa.

Ayer el Central sumó una nueva restricción al acceso a la divisa, en este caso para importadores de bienes suntuarios (ver aparte). Sin embargo, los agentes de mercado consultados por Ámbito siguen considerando que para estabilizar las expectativas se necesita una señal por el lado de la tasa. Un dato positivo es que si se toma como base el 29 de diciembre (último día con registros) en las últimas 20 ruedas la autoridad monetaria logró un saldo positivo por sus participaciones en el mercado de cambios por un equivalente a u$s481 millones.

Dejá tu comentario