Reconoció Solá cambio en visión de acuerdo con la UE

Economía

El canciller Felipe Solá reconoció ayer que hubo en el Gobierno un fuerte cambio en la mirada sobre el acuerdo entre el Mercosur y la Unión Europea. Aseguró que si se termina de cerrar, el tratado será enviado al Congreso “para que sea aprobado”. El funcionario habló al cierre de un seminario sobre los 30 años del Mercosur organizado por la UIA.

El canciller prometió que el gobierno seguirá sentado en la mesa de negociaciones de los 11 países y grupos de países con los cuales el Mercosur mantiene discusiones. Además de la UE hay acuerdo con el EFTA (Acuerdo de Libre Comercio de Europa), y se negocia con Canadá, México, Israel y Egipto, entre otros. “La UE y la EFTA son acuerdos prácticamente cerrados que no avanzan no por responsabilidad del Mercosur, pero que han implicado cambio de mentalidad”, sostuvo el funcionario, al recordar los reparos que está poniendo Francia bajo el argumento de que Brasil no contribuye a medidas para evitar el cambio climático. Sola consideró que “en esto Argentina ha puesto mucho sobre la mesa”. “Empezamos nuestro gobierno pensando que el acuerdo con la UE era absolutamente negativo y después dijimos no”, admitió el funcionario. “Merece ser tenido en cuenta por lo que importa a nuestros socios, porque tiene efectos importantes en buena parte de nuestra economía y porque nos da un tiempo para cambiar”, dijo.

Temas

Dejá tu comentario