11 de abril 2024 - 11:16

Preocupa a textiles la eliminación de controles aduaneros a las importaciones

La Fundación Pro Tejer alertó que la decisión de dejar de aplicar el canal rojo aduanero traerá perjuicio a la industria local.

La eliminación de los controles aduaneros puso en alerta a los priductores textiles.

La eliminación de los controles aduaneros puso en alerta a los priductores textiles.

La Fundación Pro Tejer alertó que la decisión del Gobierno de eliminar el canal rojo de la Aduana para el control de la importación de productos textiles o de calzado y de productos con medidas antidumping, lejos de hacer más eficiente el comercio exterior genera una “competencia desleal” con los productores nacionales.

Mediante un fuerte comunicado, la entidad que nuclea a productores textiles de todo el país sostuvo que “para eficientizar el comercio exterior no se deben eliminar controles, sino optimizarlos y mejorarlos con el fin de que sirvan para una inserción internacional más estratégica”.

“Eficientizar una herramienta no se resuelve eliminándola, sino mejorándola. El control físico de la mercadería en canal rojo de comercialización es complementario al resto de las medidas como antidumping o valores criterios, y necesario en un sector bajo amenaza constante de contrabando técnico e infracciones aduaneras”, señaló en el comunicado.

Al respecto advirtió que “la importación desregulada de productos textiles a Argentina genera, en la mayoría de los casos, competencia desleal”. En primer lugar porque gran parte de esa mercadería proviene de Asia (más del 70% de las importaciones totales) y “es fabricada en países donde no se cumplen con mínimos estándares ambientales, las condiciones laborales son muy precarias y carecen de condiciones de seguridad e higiene”, indicó Pro Tejer.

En la misma línea, recordó que tanto la Argentina como toda Sudamérica, “es blanco de productos excedentes de temporadas pasadas del hemisferio Norte, por lo que muchas prendas se importan a precios rebajados y por debajo de los valores de mercado”.

A esto se le debe sumar que en las importaciones del rubro textil “es común encontrar maniobras irregulares, tales como la falsa declaración de mercadería bajo posiciones arancelarias que no corresponden, triangulación de origen o subdeclaración de valores de importación”. Hay que tener en cuenta que el nomenclador textil es de los más amplios, incluyendo 13 capítulos arancelarios.

“Frente a esta realidad, el diseño y puesta en marcha de normas avaladas por OMC tales como medidas antidumping, salvaguardas, valores de referencia y normas técnicas que preserven la salud y seguridad del consumidor es sumamente relevante para fomentar la competencia equitativa y leal”, enfatizó Pro Tejer.

Y por último remarcó que “estas medidas se deben complementar con un accionar eficaz y eficiente de la Dirección General de Aduanas, encargada de fiscalizar las condiciones de ingreso y salida de la mercadería y evitar el fraude fiscal y las maniobras elusivas”.

Dejá tu comentario

Te puede interesar