“Hace falta un diálogo maduro para resolver la coparticipación”

Edición Impresa

El actual senador nacional por el Frente Cívico buscará suceder a su esposa Claudia Ledesma Abdala en las elecciones del 22 de octubre.

Las elecciones del 22 de octubre que se celebrarán en todo el país tendrán un condimento extra en Santiago del Estero. Además de la renovación de tres bancas en la Cámara de Diputados de la Nación, ocho fórmulas dirimirán la sucesión de la actual gobernadora, Claudia Ledesma Abdala, que buscará llegar al Congreso como cabeza de lista del oficialista Frente Cívico.

El favorito es el actual senador nacional Gerardo Zamora, esposo de Ledesma Abdala. El dirigente de origen radical que hoy conduce un espacio transversal que integra a parte del PJ, ya gobernó la provincia en dos períodos. Será difícil que se le escape la gobernación al Frente Cívico: en las PASO legislativas de agosto arrasó con 66% de los votos, a 50 puntos de distancia de la lista de Cambiemos.

El senador Zamora, a menos de diez días de los comicios, dialogó con Ámbito Financiero sobre puntos centrales que tendrá por delante en caso de resultar electo: coparticipación, déficit fiscal, el reclamo de María Eugenia Vidal por el Fondo del Conurbano y la relación con el gobierno nacional.

Periodista: ¿Cuáles son los principales desafíos de gestión que tendrá en caso de asumir un nuevo mandato?

Gerardo Zamora: El mandato que asumiría, si es que los santiagueños me dan su voto de confianza, tendrá dos desafíos fundamentales; el primero, tiene que ver con continuar manteniendo equilibrio financiero sin dejar de concretar obras de infraestructura básica para seguir sentando bases para nuestro desarrollo económico, tal como hemos venido haciendo en Santiago del Estero en los últimos años. Y el otro desafío, con una vara muy alta que nos deja la gestión de la actual gobernadora, tiene que ver con un fuerte contenido social de la gestión donde, por ejemplo, ya se están terminando las primeras 10 mil viviendas sociales, amobladas y gratuitas para familias vulnerables, en el marco de un programa para eliminar más de 50 mil ranchos en toda la provincia.

P: ¿Qué espacio ocupa hoy el Frente Cívico en el mapa político, por fuera de Cambiemos y del PJ tradicional?

G. Z.: Nosotros nacimos en el año 2005 como un proyecto político provincial de unidad de los santiagueños, y esa seguirá siendo nuestra prioridad.

P: ¿Cuál es la posición de Santiago del Estero ante temas clave para la Casa Rosada como la reducción del déficit fiscal y un nuevo sistema de reparto de fondos coparticipables?

G. Z.: Me parece muy bien que en la Argentina se baje el déficit fiscal, porque es una materia pendiente. Es algo fundamental hacerlo, lo mismo que el nivel de endeudamiento, consecuencia de este déficit. En cuanto a la ley de coparticipación debe haber un diálogo maduro, porque no puede existir un país asimétrico. Y es algo fundamental en que todos nos tenemos que poner de acuerdo, tal como lo obliga la Constitución Nacional.

P: ¿Qué postura tiene la provincia ante el reclamo de María Eugenia Vidal por el Fondo del Conurbano?

G. Z.: La provincia de Santiago del Estero se ha presentado en la Corte Suprema y defenderá sus intereses. Esto se da frente a un planteo judicial de la provincia más rica del país, que de prosperar volvería a vulnerar el federalismo y generaría más asimetrías en detrimento del resto de las provincias.

P: ¿Cómo está la relación del Frente Cívico con el Gobierno nacional?

G. Z.: Existe una buena relación. Y debo reconocer que la continuidad de las obras en ejecución, más otras nuevas inversiones en infraestructura -por parte de la Nación o en forma conjunta-. Es algo que agradecemos los santiagueños.

Dejá tu comentario