Saludable: la TV del "caño" cae en picada en rating

Espectáculos

Entre las pocas sorpresas que puede ofrecer hoy la TV no es menor la caída (las más veces), o recuperación de algunos programas y canales, espejo de un interés errático y cambiante.

Así, la gran apuesta con la que «Canal 13» buscaba revertir su caída en rating, el vulgar y hot «baile del caño», no funcionó como se esperaba y siguió dejando en segundo lugar a esa emisora.

Del otro lado, el denso debate de senadores (hasta las 4.40 de la madrugada). o noticieros que hace tiempo no enfatizan en la actualidad política y económica porque «no miden», se recuperaron al menos dos días con el último nuevo héroe Julio Cobos, por parte de una TV mayormente futbolizada y tinellizada, de la que no se esperaban mayores sorpresas.

Hasta el 19 de julio, «Telefé» sigue primero con un promedio de 12.6 puntos y «Canal 13» queda segundo con 12.2, pese a que este ganó más días (doce) y «Telefé» siete. El prometido baile hot que Tinelli presentó arrodillándose ante un caño que le dio picos de rating el año pasado, con vedettes frotando piso, compañero y caño como en cabarets, no tuvo el puntaje que se anhelaba. ¿Algo bueno está ocurriendo en las preferencias del público?

  • Mediciones

    Así, «Showmatch» midió con su debut de caño 2008 4 puntos menos respecto de 2007 y el viernes bajó 2 puntos más, con 27.8, segundo promedio más bajo de julio para un ciclo que superaba casi siempre los 30 puntos. El dato contrasta con el alto rating de los canales de cable de noticias el día del debate pero continuó bien con el análisis posterior, entrevistas a senadores, conferencia de prensa de Cobos y silencio de los Kirchner.

    Los canales de noticias sumaron 7.3 puntos de rating (unos 700 mil televidentes) en el minuto a minuto del día de debate trasnochado (los canales de cable obtienen su real medición varios días después de la emisión, a diferencia de los abiertos). Entre las 12 y las 4.40 del jueves (miércoles a la noche), TN tuvo 4 puntos, C5N 1 punto, «América 24»
    0.9, «Crónica 0.8 y «Canal 26» 0.5. Los abiertos que seguían con la votación en el Congreso lograron 1 punto cada uno («América» y « Canal 7»).

    Otro ejemplo del interés por la transmisión desde el Senado fue el repunte de «TVR», que sigue enfatizando en la política a diferencia de su rival «Zapping». Si bien este último volvió a vencer en «Telefé», la brecha entre ambos respecto de la semana pasada se achicó considerablemente con 12.4 contra 12.1. Fue el sábado de julio más parejo, gracias a un buen «TVR» que buscó recordarle al televidente la buena relación inicial entre Cobos y el Gobierno en contraste con la situación actual, mientras «Zapping» siguió apuntando a la farándula y el baile del caño.

    Si bien en «TVR» no faltó «caño», su virulencia contra los Kirchner continúa en alza y, aunque haya perdido la fidelidad de varios televidentes que no toleraron un viraje tan fuerte de oficialistas a opositores, otros tantos volvieron a la espera de una crítica hoy ausente en TV.

    La buena marca de « Zapping» se explica por un mejor piso de encendido en «Telefé» y por un programa más fresco, pero la baja de «TVR» es además atribuible a que funcionó una década sin competencia.

    Sobre el debate en el Senado y la sorpresa de Cobos se ocuparon todos menos los programas de chismes, desde Mirtha Legrand, Mariana Fabbiani, Roberto Pettinato hasta los magazines matutinos «AM» y «Mañanas informales». Este último lo trató con la trivialidad que lo caracteriza, con chistes tontos en la voz de Ronnie Arias sobre «Qué estaría pensando Julio Cobos a la hora de hablar en el Senado». Más tarde surgió el chiste «A Cobos le dicen Batman, porque se comió al pingüino».

    En «RSM» llevaron a Gabriel Rolón para que analizara desde su psicología los gestos y la oratoria lenta de Cobos, pero en el mismo programa, el viernes, ya se había vuelto al baile del caño con Valeria Archimó y la «rolinga» Pampita. Sus panelistas se mostraron con más para decir sobre este último tópico que sobre el debate en el Senado.  

    Para hoy se espera un baile del caño con la «Tota» Santillán emulando a Al Capone, con Marcelo de Bellis y con Serafín Zubiri en su primera experiencia de pole-dance, pues en España no habían llegado hasta el caño.

    Tal vez mida 40 puntos o acaso menos de 30; en la Argentina, ganadores y perdedores, nunca son eternos. Lo único eterno es la pasión popular por la rivalidad de superclásico a la que todo es reducido.
  • Dejá tu comentario