Vacaciones: más teatro para adultos que infantil

Espectáculos

La dificultad de aplicar protocolos a los chicos y el poco tiempo para programar influyeron en la rara temporada.

El viernes arrancan las vacaciones de invierno sin los abonados de siempre como ¨Disney on ice¨ o grandes shows derivados de éxitos televisivos como en 2019 ¨Go, vive a tu manera¨, por no ser rentables con un aforo del 50%. Por primera vez será más amplia la oferta para adultos que para chicos, como consecuencia de una temporada que, cuando debía ser programada hace dos meses, se vislumbraba inviable durante el pico del rebrote. ¨No se pueden producir infantiles sin un horizonte claro y cierta previsión¨, explicó Ariel Stolier del Paseo La Plaza, que tuvo siempre gran cantidad de espectáculos durante el receso invernal y este año volverá a la modalidad virtual.

Los protocolos para chicos son más complicados teniendo en cuenta que se mueven y no mantienen distancia fácilmente, razón por la que serán unos pocos los teatros que se atrevan a programar shows familiares. Sebastián Blutrach, titular del Cervantes y el Picadero, aseguró: ¨Por ser el protocolo para chicos más complejo no podemos tomar riesgos, hay que cuidar al personal, que si se contagia debe ser aislado y complica la organización del teatro que está volviendo gradualmente a ofrecer funciones todos los días¨.

Ni el Cervantes, ni el Colón, que están reponiendo de a poco sus programaciones pendientes de 2019, ni el Paseo La Plaza, entre otros, contarán con oferta presencial para chicos y se volverán a refugiar en lo virtual. El Complejo Teatral, en cambio, presentará desde el 24 de julio una versión para títeres del clásico de Roberto Arlt “La isla desierta” en el Teatro Regio.

Hay un puñado de salas que estrenarán espectáculos presenciales para un aforo permitido de 50%. De las reposiciones para adultos en la calle Corrientes, destinadas a un público local que esté más permeable a la salida en vacaciones y en especial al turismo interno, se destacan ¨Toc Toc¨ en el Multitabarís, ¨Una semana nada más¨ con Nico Vázquez en El Nacional, ¨Tengo cosas para hacer¨ con Dalia Gutman en el Maipo y siguen ¨El acompañamiento¨, ¨A chous line¨, ¨Casi normales¨, ¨Brujas¨, ¨Claveles rojos¨, ¨Jauría¨ y ¨Petróleo¨. En el circuito comercial debutará el 11 de agosto ¨Inmaduros¨, de Juan Vera y Daniel Cúparo, que iba a estrenarse el año pasado, con Adrián Suar y Diego Peretti, dirigidos por Mauricio Dayub, en El Nacional. El 25 de julio “El cuarto de Verónica¨, de Ira Levin (“El bebé de Rosemary”), con Silvia Kutika, y el unipersonal de Gabriela Acher, el 8 de agosto, ambos en el Paseo La Plaza.

También para el 5 agosto se espera el estreno de ¨ART¨, con dirección de Ricardo Darín y Germán Palacios y actuaciones de Mike Amigorena, Fernán Mirás y Pablo Echarri, en el Multitabarís, y ¨Dígalo con mímica¨, de Nelson Valente, con Carlos Belloso, Diego Gentile y Andrea Politti, en el Multiteatro. A mediados de septiembre llegará ¨Desnudos¨, de Doris Dorrie, con Luciano Castro, Luciano Cáceres, Luciano Heredia, Sabrina Rojas, Brenda Gandini y Mercedes Scápola, que había hecho temporada en Mar del Plata y nunca pudo llegar a CABA. Se verá en el Metroplitan.

Entre los familiares en vacaciones se destacan en el Centro Cultural 25 de mayo ¨Koufequin: el show del tiburón Kanishka¨, ¨Anda Calabaza¨ y ¨Mundo Arlequín Radio Funka¨. En Que Tren Club Cultural, podrán verse ¨Anda Calabaza¨, ¨Vuelta Canela¨, ¨Circo Alboroto¨ y ¨Agua de Sol¨. En el Astral se presenta ¨Canticuénticos¨, grupo santafesino reconocido por canciones como ¨“La cumbia del monstruo”, “Quiero para mí” y “El mamboretá”, del 22 al 25 de julio. A partir del 17 podrá verse a diario en doble función ¨La granja de Zenón¨ en el Broadway, y ¨Circo del Anima¨ de Flavio Mendoza en una carpa en Parque Sarmiento. En el Centro Cultural San Martín se verá ¨Ana y Wiwi¨, primera obra para chicos de Lorena Romanín. En Ciudad Cultural Konex se presentará ¨La bomba de tiempo¨ el 24 de julio, con un show a las 15 para la familia y a las 18 para adultos (cuando anteriormente se hacía a la medianoche. Por tratarse de un espectáculo en el que el público se mueve y baila, los asistentes se dividen en islas de 2, 4 y 6 personas distribuidas en el patio descubierto para evitar aglomeraciones.

Dejá tu comentario