Dudas sobre la reestructuración golpearon al S&P Merval, que pasó a acumular pérdidas en 2020

Finanzas

El índice líder de BYMA cayó 2% a 41.140,21 unidades, influenciado por la tendencia negativa de acciones de los segmentos financiero y energético.

Bajo un entorno cauto de negocios, las acciones bajaron hasta casi 5% este jueves afectadas por las renovadas dudas de los inversores en torno a la implementación de la reestructuración de deuda soberana impulsada por la presidencia de Alberto Fernández.

El índice bursátil S&P Merval de Bolsas y Mercados Argentinos (BYMA) bajó un 2,05%, a 41.140,21 unidades, influenciado por la tendencia negativa de acciones de los segmentos financiero y energético.

Los peores desempeños del día los registraron las acciones del BBVA (-4,5%); de Central Puerto (-3,9%); y de Pampa Energía (-3,7%). En cambio, los papeles del Grupo Financiero Valores lideraron las escasas subas del día, al avanzar un 3,1%.

Con la baja de este jueves, el panel líder de BYMA pasó a acumular pérdidas en lo que va de 2020: -1,3%.

"Nos encontramos con una plaza poco líquida dada la cautela inversora en momentos en que el tema deuda acapara la atención del mercado", dijo un operador.

Esta semana, el Gobierno envió al Congreso un proyecto de ley para la reestructuración integral de la deuda pública, en tanto que la provincia de Buenos Aires anunció que extendió el plazo para que tenedores del bono 2021 den consentimiento para diferir el pago del capital por 250 millones de dólares.

CEDEARs

Un dato relevante es que por segunda jornada consecutiva los Certificados de Depósito Argentinos (CEDEARs), que representan a compañías del exterior y operan en la bolsa porteña, superaron en volumen a las acciones locales, dado el creciente interés de los inversores en estos activos, que son utilizados como cobertura en tiempos de cepo hard, y que permiten, al mismo tiempo reducir la exposición al riesgo argentino.

Cotizantes en pesos, la evolución de los CEDEARs depende básicamente de dos factores: de lo que suceda con la variación de las acciones que representan estos papeles en Wall Street o en el Bovespa, por ejemplo, y de los movimientos del dólar "contado con liqui", que este jueves saltó casi 3% hasta los inéditos $84 y superó por primera vez al dólar "turista" o "solidario" ($81,87).

Entre los CEDEARSs más operados, General Electric (GE) ganó un 5,9%; el banco brasileño Bradesco (BBD) trepó un 5,7%; Barrick Gold (GOLD) subió un 3%; Petrobras (PBR) avanzó un 2,9%; Coca Cola (KO) y Exxon (XOM) sumaron un 2,4%; mientras que Apple (AAPL) y Microsoft (MFST) ascendieron un 2,2%.

El miércoles, el monto operado en estos certificados rozó el 60% del total negociado en renta variable ($787,6 millones de $1.385 millones), mientras que este jueves los CEDEARs representaron más del 50% del total ($506,5 millones de $1.010,8 millones).

ADRs a la baja

Por su parte, los ADRs (American Depositary Receipts) argentinos que cotizan en Wall Street no tuvieron un buen desempeño: los principales bancos sufrieron retrocesos de entre 3% y 4%, solos superados por el BBVA (-8,5%); Pampa Energía (-4,7%).

Bonos y riesgo país

En renta fija, los principales bonos en dólares experimentaron subas de hasta 3,6%, aunque hay que destacar que la plaza en pesos de estos títulos subió más que la especie nominada en moneda dura.

Respecto a los bonos en pesos, comenzaron la jornada ofrecidos y adicionalmente a media rueda se conoció la noticia de que Fitch recortó su calificación de la deuda argentina en pesos de “CC” a “RD”. Así cerraron con bajas de entre 1% y 2%, con la excepción del TC21 que arrojó una variación positiva de 0,9%.

Por último, el riesgo país de Argentina, elaborado por el banco JP.Morgan subió 34 unidades (1,7%) y superó la barrera de los 2.000 (cerró a 2.001) puntos básicos, niveles similares a los anotados a mediados de diciembre.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario