Dólar: caen fuerte las expectativas de devaluación en el mercado a futuro

Finanzas

Para fines de febrero, la divisa retrocedió un 0,3% hasta los $90,34, con una tasa del 45,7% anual, es decir, 329 puntos básicos menos que el viernes. También se registraron fuertes caídas para marzo y abril. Estas bajas parecieron reflejarse en el menor ritmo de devaluación que le imprimió el BCRA a la primera jornada del mes.

En el inicio de febrero, un mes con mayores retos en el ámbito cambiario, el dólar anotó bajas generalizadas en el mercado a futuros del Matba Rofex, lo que se traduce en una caída en las expectativas de devaluación, sobre todo en los plazos más inmediatos.

Para fines de febrero, la divisa retrocedió un 0,3% hasta los $90,34, con una tasa del 45,7% anual, 329 puntos básicos menos que el viernes.

También disminuyeron fuerte las cotizaciones para finales de marzo, que cedió 0,48% a $94,41 (tasa del 48,92%, 288 b.p. menos), y para el epílogo de abril, que cedió 0,54% a $98,26 (tasa del 50,47%, 221 b.p. menos).

Esas bajas en los precios a futuros parecieron reflejarse en el ritmo de devaluación que le imprimió el BCRA a la primera jornada del mes.

El BCRA puso una postura de venta en el segmento mayorista entre $87,60 y $87,61 por unidad; esto es 27 y 28 centavos arriba del cierre del viernes, lo que refleja un ritmo de devaluación de 3% para febrero, según fuentes de mercado.

"Las menores expectativas de subas significativas en la cotización del dólar tuvieron su correlato en los mercados de futuros, que exhibieron en el primer día del mes bajas en los plazos más inmediatos con un descenso en la tasa implícita de interés, algo que se verá si se mantiene en los próximos días", remarcó el analista Gustavo Quintana.

El volumen operado en el mercado de futuros Rofex fue de u$s300 millones.

Dólar spot

El dólar mayorista comenzó febrero con un nuevo avance, esta vez de 27 centavos por encima de los valores registrados el viernes pasado, para cerrar a $87,60.

Los precios sufrieron el ajuste habitual del primer día de cada semana, compensando la inactividad del fin de semana, pero con un monto menor al de los dos últimos lunes, proyectando una probable desaceleración en la corrección semanal, dicen en el mercado.

La divisa norteamericana operó con un "tono ligeramente vendedor, producto de una mejora en el flujo de ingresos genuinos. Los precios mantuvieron un recorrido muy acotado, siempre dentro de los parámetros de fluctuación derivados de la regulación oficial", comentaron desde PR Corredores de Cambio.

El mejor caudal de ingresos genuinos diluyó la presión sobre los precios que retrocedieron hasta los niveles mínimos del día ($87,60), un valor defendido por las compras oficiales.

La intervención del Banco Central fijó un piso muy definido, absorbiendo todo el excedente de divisas disponible en el mercado. De acuerdo a fuentes privadas, la autoridad monetaria terminó con un saldo comprador de u$s60 millones, el mayor desde el 15 de enero pasado.

Dejá tu comentario