En el Día Mundial del Cáncer de Ovario: cuáles son sus síntomas y cómo prevenirlo

Información General

Es el segundo tumor ginecológico más letal entre las mujeres argentina. El consejo de los especialistas.

Hoy se celebra el Día Mundial del Cáncer de Ovario con el fin de generar conciencia sobre el segundo tumor ginecológico más letal entre las argentinas.

El cáncer de ovario es un tumor maligno que se puede originar en los ovarios, trompas de Falopio o peritoneo. El tipo más común de cáncer de ovario es el cáncer epitelial, que representa el 90% de los casos.

El cáncer de ovario es el octavo cáncer más común en las mujeres de todo el mundo y el séptimo más frecuente en Argentina. Se diagnostican 2.200 nuevos casos por año en nuestro país. Afecta principalmente a mujeres posmenopáusicas de más de 50 años, pero puede aparecer a cualquier edad.

Síntomas de todos los estadios de la enfermedad:

  • Dolor abdominal o pélvico.
  • Sangrado Vaginal
  • Constipación
  • Distensión abdominal
  • Diarrea
  • Fatiga
  • Orinar con frecuencia

Síntomas de la enfermedad avanzada

  • Aumento de la circunferencia abdominal
  • Hinchazón
  • Náuseas
  • Anorexia
  • Dispepsia
  • Síntomas Respiratorios
  • Saciedad temprana/dificultad para comer
  • Masas abdominales

Según Infobae, “en Argentina, el riesgo de padecer esta enfermedad es de 1 en 70 (1,4%) y ocupa el quinto lugar de los cánceres en mujeres luego de los de mama, colon y recto, pulmón y cuello uterino, —ambos con igual incidencia en tercer lugar— y tiroides”, explica Valeria El Haj, Directora Médica Nacional de OSPEDYC. Y agrega que: “Según el Ministerio de Salud de La Nación, en nuestro país, surgen alrededor de 2.200 casos de Cáncer de Ovario por año”.

El diagnóstico se puede realizar de manera precoz (sin tener síntomas) mediante un examen pélvico anual que lo realiza un especialista en ginecología. Otros estudios como, por ejemplo, la ecografía transvaginal, la tomografía axial computada (TAC), la resonancia magnética o determinaciones de laboratorio especiales, podrán ser solicitadas por el médico a cargo en el caso que lo considere necesario.

Por su parte, el diagnóstico de certeza y la determinación de la etapa de la enfermedad se realizará por medio de una cirugía y de esa manera, se puede establecer si la enfermedad está en un estadio inicial o avanzado para, a partir de allí, plantear un plan terapéutico. Otro punto a tener en cuenta son los antecedentes familiares, en particular madre, hija, hermanas y abuelas que hayan padecido cáncer de ovario, útero o mama. Con respecto a los antecedentes personales, es importante referir al médico si se ha padecido de cáncer de mama, endometrio o colon, cuándo fue el comienzo de la edad fértil, cantidad de hijos, uso de pastillas anticonceptivas otras enfermedades ginecológicas como quistes de ovario y endometriosis, entre otros.

“La alta mortalidad de esta enfermedad se debe a que es “una patología silenciosa”, ya que no suele presentar síntomas y tiene una evolución oculta, lo que dificulta efectuar su diagnóstico en estadíos iniciales, de allí que la consulta periódica con un profesional de la salud siga siendo la mejor recomendación”, finaliza la profesional.

Debido a que en 2020 la irrupción de la pandemia de COVID-19 tuvo un impacto dramático en la detección temprana del cáncer en general, el laboratorio AstraZeneca, en alianza con asociaciones de pacientes y sociedades médicas de todo el mundo, lanzó la campaña “Una nueva normalidad, el mismo cáncer”, con la que insta a los pacientes con cáncer a regresar a los servicios oncológicos y continuar con sus tratamientos, a la vez que incentiva a quienes sospechen que pueden tener la enfermedad a que se realicen los chequeos necesarios.

En el marco de la campaña global de concientización, se desarrollaron micrositios web, en los que se puede encontrar información y el contacto con diversas sociedades médicas y asociaciones de pacientes. En Argentina, se encuentra en www.hablemosdecancer.com.ar

Temas

Dejá tu comentario