Seguridad vial: la Ciudad renueva el sistema de fiscalización electrónica para controlar el exceso de velocidad y los cruces de semáforos en rojo

Información General

En 2021 se registró la menor cifra de fallecidos en siniestros viales de los últimos años y se mantiene la tendencia a la baja. El nuevo sistema de control y fiscalización es un eje clave para seguir disminuyendo las víctimas en el tránsito. Las nuevas cámaras se prenderán a principios de julio luego de un proceso de concientización. Se renovarán 135 equipos y se incorporarán 73 nuevas cámaras en lugares con altos índices de siniestralidad.

El exceso de velocidad es el principal factor de riesgo en los siniestros viales de la Ciudad participando en 6 de cada 10 hechos fatales, seguido por la violación del semáforo rojo. Según el informe anual de víctimas fatales que presentó la Secretaría de Transporte y Obras Públicas, durante 2021 fallecieron 96 personas como consecuencia de un siniestro vial. Se trata de la cifra más baja de los últimos años —sin contar el 2020, que fue atípico en términos de movilidad—. Por eso, en el marco del segundo Plan de Seguridad Vial que lleva adelante la Ciudad y con el objetivo principal de seguir disminuyendo las víctimas fatales y modificar comportamientos, se renovará el sistema de fiscalización electrónica. El proyecto apunta especialmente a disminuir el porcentaje de conductores que exceden la velocidad máxima permitida, como así también, el porcentaje de automovilistas que cruzan en rojo.

“En la Ciudad los siniestros viales están en los niveles más bajos de los últimos doce años. Esto no ocurre por casualidad o por arte de magia. Esto ocurre porque trabajamos con planificación, analizamos los datos, identificamos problemas y todo el equipo de la Ciudad actúa para lograr resultados. Hoy estamos sumando más cámaras y apuntamos a tener, en 2030, la mitad de siniestros viales”, Felipe Miguel, jefe de gabinete del Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires.

“Trabajamos con la seguridad vial como prioridad porque estamos convencidos que ninguna víctima en un siniestro de tránsito es aceptable. La fiscalización a través de cámaras es una herramienta fundamental para corregir y mejorar conductas y esto puede salvar vidas, por eso modernizamos el sistema con equipos de última generación y sumamos nuevas ubicaciones donde detectamos mayor concentración de incidentes", Manuela López Menéndez, secretaria de Transporte y Obras Públicas.

Las nuevas cámaras de última generación representan un avance tecnológico que permitirá entre otras cosas, mejorar el proceso de notificación al vecino infractor y la generación de evidencia de mayor calidad. Todos los dispositivos que lo componen se encontrarán reportando en tiempo real y serán una gran fuente de datos para la planificación y gestión de la movilidad. Con el proyecto, se estudia también desarrollar a través de inteligencia artificial la detección de nuevas conductas, como por ejemplo, la invasión de ciclovías.

El proyecto de modernización del sistema de fiscalización cuenta con el apoyo de la Fundación Bloomberg Philanthropies y fue trabajado en conjunto con las organizaciones de familiares de víctimas en siniestros de tránsito.

Nuevas ubicaciones de control

Además de modernizar las cámaras ya existentes, el nuevo sistema de fiscalización electrónica sumará 73 nuevos puntos de control de velocidad y cruces con semáforo en rojo, de manera que la Ciudad contará con un total de 208 puntos de fiscalización. Los criterios para colocar estos nuevos dispositivos se analizaron según el tipo de conducta a fiscalizar: por ejemplo, para las cámaras que detectan cruces en rojo se identificaron las intersecciones más peligrosas, con mayor riesgo peatonal y mayor circulación como los centros de trasbordo.

En el caso de los controles de exceso de velocidad, el foco estuvo puesto en los puntos con mayor cantidad de incidentes graves, así como en los reclamos de los vecinos y en las autopistas de la Ciudad.

El proceso de concientización se extenderá durante dos meses y el lunes 4 de julio se comenzará a infraccionar en las nuevas ubicaciones.

Nuevas cámaras de control

En números

  • 135 cámaras renovadas con tecnología de última generación
  • 73 cámaras más en nuevas ubicaciones
  • 208 cámaras de fiscalización en total

Ubicaciones existentes y nuevas

Sistema transparente

La ubicación de las cámaras de infracción que se encuentran en la Ciudad es pública. Todos los vecinos y vecinas tendrán acceso a la ubicación de los nuevos puntos de control y fiscalización fijos ya que la intención es que conozcan las zonas de control y puedan revisar sus conductas antes de adoptarlas.

Además de evitar siniestros viales a corto plazo, el proyecto busca generar conciencia sobre la importancia de respetar los límites de velocidad y las normas de tránsito y lograr que un cambio de conducta se vuelva un hábito saludable para la Ciudad.

Mejoras asociadas al nuevo sistema:

Mayor foco en el control de la conducta de motociclistas

Ubicaciones basadas en la información

Generación de alertas

Control en nuevas ubicaciones

Monitoreo de los comportamientos en el tiempo

Mayor cantidad de datos para planificar la movilidad

Informe de víctimas fatales por siniestros viales 2021

  • Durante 2021 se registraron 96 víctimas fatales a causa de un siniestro vial en la Ciudad de Buenos Aires según el informe anual del Observatorio de Movilidad y Seguridad Vial de la Secretaría de Transporte y Obras Públicas. Sin tener en cuenta el 2020, año que registró los niveles mínimos de circulación, es la menor cifra desde el 2010.
  • La tasa de mortalidad de la Ciudad fue de 3,4 fallecidos cada 100.000 habitantes y se encuentra por debajo de las observadas a nivel nacional. También se destaca como una de las tasas de mortalidad más bajas de las principales ciudades de Latinoamérica.
  • Tres cuartas partes de las víctimas fatales fueron de sexo masculino (76%). Los siniestros de tránsito siguen siendo la causa principal de muerte en jóvenes. El 49% de las víctimas fatales tenían entre 25 y 54 años de edad; mientras que el segundo grupo es el rango etáreo de 15 a 24 años. La edad promedio de los fallecidos es de 43 años.
  • En relación al tipo de usuario fallecido, todos registraron menos víctimas fatales. La mayoría fueron motociclistas (48%), seguidos por los peatones (34%), ocupantes de automóvil (11%) y ciclistas (5%). En suma, casi nueve de cada 10 fallecidos en siniestros viales eran usuarios vulnerables de la vía (motociclistas, peatones y ciclistas).
  • Los siniestros mortales más prevalentes son las colisiones entre fueron los de motos con automóviles, vehículos de carga y caídas o despistes. En conjunto estas tipologías reúnen un 42% de los casos.
  • Respecto de las vías en las que ocurrieron, seis de cada diez víctimas se registraron en avenidas. Además, un 15% sucedieron en Autopistas, incrementando su participación respecto al promedio de años anteriores.

Curva de evolución de víctimas fatales

¿Por qué es importante contar con un sistema de fiscalización electrónica eficaz?

La primera puesta en marcha del sistema de fiscalización electrónica de la que se tiene registro en la Ciudad de Buenos Aires data del año 2000. Desde entonces, el número de víctimas fatales por año ha ido disminuyendo considerablemente, a 2021 se ha reducido un 39%. Si bien no es el único factor que incide en los niveles de siniestralidad, es un eje clave para la modificación de conductas riesgosas en términos de seguridad vial.

Las evidencias internacionales indican reducciones de hasta un 44% en incidentes con heridos graves o fallecidos en los puntos con cámaras. Las rutas de Francia y la ciudad de San Pablo, por ejemplo, han disminuido notablemente el número de víctimas fatales por año tras la implementación de sistemas de fiscalización.

Participación Ciudadana

La Secretaría de Participación Ciudadana realizó un proceso participativo con el fin de conocer la percepción de los vecinos sobre la seguridad vial. Este consistió en un relevamiento de Opinión y tres reuniones de diagnóstico e ideación con diferentes usuarios viales.

Los vecinos identificaron manejar alcoholizado, cruzar en rojo y el exceso de velocidad como las faltas más graves. Seguidas de utilizar el celular al manejar y no usar el cinturón de seguridad. Además, se percibe altamente positivo el aumento de control y penalidades a la hora de hablar sobre seguridad vial.

Dejá tu comentario