La Masonería argentina lamentó el fuego en Corrientes y pidió aplicar la Ley de Educación Ambiental

Información General

La Masonería argentina lamentaron la pérdida de cultivos, fauna autóctona y especies en Corrientes y pidió "contar con un punto de encuentro para que nuestro país pueda encontrar las soluciones".

Los masones argentinos emitieron un duro comunicado de prensa por los incendios en Corrientes, lamentaron la pérdida de cultivos, fauna autóctona y especies y abogó por la aplicación de la Ley de educación Ambiental.

Según informan en su página oficial, La Masonería "es una sociedad civil, dedicada al perfeccionamiento moral e intelectual de las personas. Nuestra Institución se apoya en los principios de Libertad, Igualdad y Fraternidad, y nuestro lema es Ciencia, Justicia, Trabajo". .

"Estamos presentes en todos los ámbitos: la cultura, la ciencia, los desafíos contemporáneos, el bienestar de nuestra sociedad. Intentamos aportar nuestra mirada para contribuir al desarrollo de una sociedad más equitativa, más justa y más inclusiva".

Y así como son varios los temas de interés, los incendios en corrientes y la crisis climática mundial forma parte de la agenda de los masones, quienes elaboraron un comunicado para exponer y criticar el accionar del Gobierno Nacional.

La grieta y el fuego

El 10% de la provincia de Corrientes se consumió en una serie de incendios.

Una sequía prolongada, sumada a una forma de tratamiento del suelo cuanto menos debatible y una estrategia preventiva que, en todos los niveles de gobierno demostró ser insuficiente, resultaron en una tragedia ambiental.

Cultivos de todo tipo, fauna autóctona y especies reintroducidas se vieron dramáticamente afectadas por el fuego, que transformó varios ecosistemas regionales.

Argumentos improbables como la caída de un rayo en lugares en los que no llueve hace meses abonaron a la perplejidad que produce la destrucción por el fuego.

La reparación llevará años, aunque dentro de pocas semanas la noticia deje de ser atractiva.

El año pasado la Masonería argentina impulsó fuertemente y logró la sanción de la Ley de educación ambiental.

Se trata de una iniciativa que apunta, precisamente, a la creación de conciencia a través de la acción más eficaz: educar, por encima de la discusión partidaria.

La Masonería definió la Ley de educación ambiental como la Ley 1420 del Siglo XXI.

La sociedad asiste atónita a un torneo de responsabilidades mientras el fuego consume el territorio.

Se trata de una imagen que ilustra de manera cabal la necesidad impostergable de contar con un punto de encuentro para que nuestro país pueda encontrar las soluciones que reclaman los problemas que se hacen evidentes cuando ya es tarde.

Dejá tu comentario