Tribunal de EEUU restablece la ley que prohíbe la mayoría de los abortos en Texas

Mundo

Se espera que la la medida termine en la Corte Suprema, donde los conservadores tienen una mayoría de 6-3 votos.

Una corte federal de apelaciones de Nueva Orleans autorizó en las últimas horas a Texas a restablecer una cuestionada ley que prohíbe la mayoría de los abortos en ese estado estadounidense.

Esta normativa, que empezó a regir el 1° de septiembre, prohíbe el aborto una vez que se detectan latidos del corazón del feto, alrededor de las seis semanas de gestación, cuando la mayoría de las mujeres aún no saben que están embarazadas.

Ante los cuestionamientos de varias organizaciones y una querella del gobierno de Joe Biden, la ley fue bloqueada temporalmente por un juez federal de Texas, recordó la agencia de noticias AFP.

Pero el fiscal general de ese estado gobernado por el Partido Republicano, Ken Paxton, apeló ese fallo ante el Tribunal de Apelaciones del Quinto Circuito, uno de los más conservadores del país, que finalmente le dio la razón.

"La Corte Suprema debe intervenir y detener esta locura", declaró en un comunicado Nancy Northup, presidenta de la ONG Center for Reproductive Rights (Centro por los derechos reproductivos), que defiende el derecho al aborto.

"Esta ley cruel afecta duramente a quienes ya sufren discriminaciones en el acceso a la atención médica", agregó.

El juez que había bloqueado temporalmente la ley, Robert Pitman, la calificó de "flagrantemente inconstitucional" y violatoria del precedente sentado por la Corte Suprema en el caso de Roe vs Wade, que en 1973 garantizó el derecho al aborto hasta que el feto sea viable fuera del útero; alrededor de las 22 semanas de embarazo.

"Que otras cortes encuentren una forma de evitar esta conclusión, es algo que deben decidir ellas. Está corte no admitirá un día más esta ofensiva privación de tan importante derecho", dijo el magistrado designado para el cargo por el presidente demócrata Barack Obama.

Su orden fue dictada en respuesta a una demanda del Departamento de Justicia que buscó evitar que Texas, el segundo estado más poblado del país, aplique su restrictiva ley que no hace excepciones ni siquiera para casos de violación o incesto.

La ley ahora restablecida permite a cualquier persona demandar a médicos que realicen abortos cuando se detecta el latido del corazón del feto así como a quien facilite ese procedimiento.

Los denunciantes pueden ser recompensados con u$s10.000 por iniciar casos que lleguen a juicio. Eso ha llevado a que la ley sea denunciada también por incitar a la gente a actuar como vigilantes.

Otros estados gobernados por republicanos sancionaron leyes restrictivas del aborto pero fueron derribadas en tribunales debido a que transgredían el precedente del caso Roe vs Wade.

Si bien los defensores de los derechos reproductivos lograron frenar la mayoría de estas medidas, unas 97 fueron promulgadas, lo que hizo de 2021 el año más "devastador" contra la ILE en Estados Unidos, según datos del Instituto Guttmacher, que denunció una "campaña nacional y coordinada" del movimiento conservador.

Temas

Dejá tu comentario