Alarma por la sequía

Mundo

Brasilia - El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, firmó ayer un decreto que aprueba medidas de emergencia para optimizar la energía hidroeléctrica en el país, en momentos en que una fuerte sequía ha dificultado la generación de electricidad y ha avivado las expectativas de inflación. El fenónemo ha causado alarma entre los sectores empresarial y agricultor, que dependen en gran medida de la producción energética de esas plantas.

La medida establece un organismo de emergencia CREG, con poderes para establecer temporalmente límites que “pueden resultar en una reducción del flujo de esas instalaciones”. La CREG tratará de equilibrar las necesidades contrapuestas de “energía, recursos hídricos y políticas ambientales, sopesando los impactos”. Minas Gerais, Goiás, Mato Grosso do Sul, São Paulo y Paraná son los más afectados.

Dejá tu comentario