Moro acusó a Bolsonaro de haber vaciado la agenda anticorrupción en Brasil

Mundo

Mientras tanto, el Palacio del Planalto reconoció haber falsificado la firma del exjuez para remover al jefe de la Policía Federal y el presidente ultraderechista insistió con liberar la venta de armas.

Brasilia - El exministro de Justicia brasileño Sergio Moro, mentor de la causa Lava Jato, acusó al presidente, Jair Bolsonaro, de “vaciar” la agenda contra la corrupción, y de haber tenido “injerencias” inapropiadas en la Policía Federal, lo cual motivó su renuncia al cargo a fines de abril dando lugar a una crisis política en el gobierno.

“La agenda anticorrupción no tuvo impulso por parte del presidente fue vaciada. Terminé entendiendo que no tenía sentido continuar en el gobierno” declaró Moro, entrevistado por la cadena TV Globo el domingo por la noche.

Moro ganó popularidad como responsable del proceso anticorrupción Lava Jato al frente del cual estuvo entre 2014 y 2018, y en el que fueron condenados políticos como el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva y empresarios como Marcelo Odebrecht, titular de la constructora que lleva su nombre.

“Desde mi percepción el gobierno sacó partido de mi imagen en el combate a la corrupción, de mi biografía”, afirmó Moro, que estuvo 16 meses en la administración de Bolsonaro.

Moro renunció el 24 de abril luego de que el presidente determinó la destitución del director de la Policía Federal.

Interferencia

Tras dejar el cargo compareció el 25 de abril ante la Justicia donde acusó a Bolsonaro de remover al jefe policial como parte de una maniobra para obstruir las investigaciones penales contra su familia.

“Esa inferencia en la Policía Federal” se inscribe “dentro de una serie de medidas que afectan el accionar contra la corrupción”, señaló Moro en la entrevista.

La denuncia ante la primera instancia judicial abrió camino a una investigación del Supremo Tribunal Federal, que el viernes autorizó la divulgación de una reunión de gabinete en la Bolsonaro dice ante sus ministros que está decidido a interferir en la policía y hará para defender a su “familia”.

Con la proyección del video en los medios se agravó la tensión entre los poderes Ejecutivo y Judicial. El domingo Bolsonaro embistió contra el juez del STF, Celso de Mello, al decir que puede haber violado la Ley de Abuso de Autoridad.

En ese contexto, el Palacio de Planalto confirmó, en una carta enviada a la Policía Federal (PF), que utilizó, sin autorización, la firma de Moro en la carta de despido de Mauricio Valeixo desde como jefe de la PF. Según el gobierno, la práctica es “habitual”.

Armas

En ese marco, Bolsonaro defendió ayer la liberación de la venta de armas así como la reapertura de las iglesias que están fuera de actividad debido a la pandemia del coronavirus.

El mandatario escribió en las redes sociales “la garantía de un pueblo libre” junto a video de Charlton Heston, donde el actor norteamericano realiza un alegato justificando la venta libre y tenencia de armas, durante un evento de la Asociación Nacional del Rifle.

En el video difundo por la justicia, el ultraderechista se manifestó sobre la necesidad de armar al “pueblo” para que se defienda de una eventual dictadura.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario