Crisis fiscal amenaza la economía italiana

Mundo

Londres y Milán (EFE, AFP, Reuters, ANSA) - Standard & Poor's evaluó ayer que los resultados de las elecciones no afectarían las calificaciones crediticias de Italia, aunque agregó que el fracaso del nuevo gobierno en reducir la deuda del país podría conducir a un recorte en las notas a largo plazo.

La agencia calificadora S&P manifestó que ninguno de los dos grupos políticos había presentado una estrategia cohesiva a mediano y largo plazo que permitiese superar los desequilibrios estructurales en el presupuesto italiano.

«Será cada vez más urgente para el nuevo gobierno anunciar medidas concretas para terminar definitivamente con la crisis fiscal de Italia», expresó en un comunicado S&P. Por su parte, la calificadora Fitch dijo también que sería positivo para la capacidad del país implementar las reformas económicas tan necesarias.

Italia está intentando salir del estancamiento económico, y los analistas creen que el nuevo gobierno tendrá que trabajar duro para retomar el sendero del crecimiento, además de lidiar con el enorme déficit presupuestario y el aumento de su deuda pública.

«Una de nuestras preocupaciones, quienquiera sea que gane, es su capacidad de conformar un gobierno estable y capaz de progresar en términos de implementación de reformas», dijo el analista de Fitch Brian Coulton, quien sostuvo que el nuevo gobierno debería recortar el gasto público si desea implementar reducciones presupuestarias, algo que los partidos de Silvio Berlusconi y Prodi prometieron durante el transcurso de sus respectivas campañas.

  • Advertencia

    S&P advirtió que la calificación de Italia a largo plazo podía bajar este año si no surgían después de las elecciones señales claras de una estrategia de reducción de la deuda del país sostenible y coherente.

    Cercana a 108% del Producto Bruto Interno (PBI), la deuda pública italiana limitará considerablemente el espacio de maniobra de la administración entrante. S&P mantiene una calificación AA-para la deuda italiana, mientras que Fitch califica al país con AA. Por su parte, Moody's Investor Service asigna a Italia una calificación Aa2.
  • Dejá tu comentario