Protestas en Ecuador: fracasa la destitución de Guillermo Lasso

Mundo

El presidente conservador sobrevivió a la votación en la Asamblea Nacional. La tensión crece con la suspensión del diálogo con los indígenas.

El presidente de Ecuador, el conservador Guillermo Lasso, sobrevivió al intento de destitución liderado por la oposición en la Asamblea Nacional (parlamento unicameral), horas después de haber suspendido negociaciones con los indígenas para poner fin a las protestas.

La votación para cesarlo del cargo y convocar a nuevas elecciones presidenciales y legislativas alcanzó 80 de los 92 votos necesarios. "Defendimos la democracia y ahora debemos recuperar la paz", reaccionó Guillermo Lasso.

https://twitter.com/LassoGuillermo/status/1539994716401442816

El parlamento discutía desde el sábado el pedido de destitución del presidente por la "grave crisis política y conmoción interna" planteado por el partido opositor Unión por la Esperanza (UNES), el principal con 47 escaños y afín al expresidente Rafael Correa (2007-2017).

"Pese a los intentos golpistas, hoy prevaleció la institucionalidad del país. Queda en evidencia quiénes trabajan para las mafias políticas", dijo Guillermo Lasso. "Mientras tanto, nosotros seguimos trabajando por el Ecuador", agregó el exbanquero de 66 años.

Diálogo por las protestas, suspendido

Hora antes, el gobierno suspendió las negociaciones con el líder de la poderosa Confederación de Nacionalidades Indígenas de Ecuador (Conaie), Leonidas Iza, que impulsa las manifestaciones por tiempo indefinido.

Lasso tomó la decisión luego de que un militar murió y otros 12 resultaron heridos en un ataque en el marco de una protesta en la Amazonia.

"No vamos a negociar con quienes mantienen a Ecuador como rehén", afirmó el presidente, mientras que la Conaie lo acusó de "autoritarismo, falta de voluntad e incapacidad" y advirtió que deberá responder por "las consecuencias de su política belicista".

Un primer cara a cara entre el movimiento indígena y una delegación del gobierno, encabezada por el ministro de Gobierno, Francisco Jiménez, tuvo lugar durante más de seis horas el lunes pasado en un intento por distender la crisis. Pero ayer la representación oficial no se presentó en respuesta al ataque.

Noche de violencia en Quito

Tras la suspensión de las negociaciones en la Basílica del Voto Nacional de Quito, centenares de indígenas volvieron protestar en Quito. En grupos se movilizaron por las calles de la capital de Ecuador y a su paso los comercios cerraron.

En la noche, manifestantes protagonizaron choques con la fuerza pública en el norte de la ciudad y fueron incendiadas dos estaciones policiales. "No se entiende la irracionalidad en las protestas. Ecuador necesita Paz", manifestó por Twitter el ministro del Interior, Patricio Carrillo.

El elevado costo de vida alimentado por el incremento de precios de combustibles empujó desde el 13 de junio a salir de sus comunidades a miles de manifestantes.

Guillermo Lasso, que arrastra un 17% de aceptación pero tiene el apoyo militar, anunció compensaciones, que los indígenas consideran insuficientes.

Dejá tu comentario