El ente regulador europeo insta a seguir vacunando con AstraZeneca tras el freno en varios países

Mundo

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) se pronunció luego que Dinamarca, Islandia y Noruega suspendieran la administración de esas dosis tras hallar que inoculados habían desarrollado trombosis. Reino Unido garantizó la seguridad del inyectable.

Bruselas - La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) abogó ayer por seguir administrando la vacuna de AstraZeneca, después que varios países de la región suspendieran su uso por la aparición de coágulos de sangre en personas vacunadas con este inyectable.

“Los beneficios continúan superando los riesgos y la vacuna puede continuar administrándose”, subrayó la EMA, mientras se investigan presuntos casos de coágulos que derivaron en trombosis.

Poco antes, Dinamarca, Islandia y Noruega suspendieron por “precaución” el uso de la vacuna desarrollada por el laboratorio británico y la Universidad de Oxford, justo un año después que la Organización Mundial de la Salud (OMS) declarara el covid-19 como pandemia.

La autoridad sanitaria danesa dijo contar con “informes de casos graves de formación de coágulos de sangre” en personas vacunadas, pero precisó que no podía confirmar por ahora una relación causal.

Según la EMA, sólo se señalaron hasta el martes 22 casos de trombosis entre los tres millones de personas vacunadas en la Unión Europea (UE), así como en Noruega e Islandia, que participan en la estrategia común de vacunas.

El lunes, Austria anunció que había dejado de administrar un lote de vacunas del laboratorio tras la muerte de una enfermera de 49 años que sufrió “graves problemas de coagulación” pocos días después de recibirla.

Otros cuatro países europeos --Estonia, Lituania, Letonia y Luxemburgo-- suspendieron inmediatamente la vacunación con dosis de este lote, que se entregó a 17 países y que incluía un millón de vacunas.

Mientras Italia, que no recibió vacunas de esa partida, también suspendió la aplicación de AstraZeneca, Francia aseguró que no hay “ninguna razón” para suspender la vacunación. Alemania también la continuará utilizando, de acuerdo con el gobierno de Angela Merkel.

En una investigación preliminar, la EMA ya dijo que no había relación entre la vacuna de AstraZeneca y la muerte en Austria.

Al igual que en la primera polémica en Europa sobre su eficacia en mayores de 65 años, el primer ministro británico, Boris Johnson, salió al rescate del laboratorio y aseguró que la vacuna es “segura” y “eficaz”, según su vocero.

En el país han sido vacunadas hasta ahora 23 millones de personas, utilizando en medida análoga este antídoto y el de Pfizer.

España, por su parte, está por decidir si la vacuna de AstraZeneca se administra a mayores de 55 años, al tiempo que el gobierno pidió “tranquilidad” ante la suspensión en varios países del bloque. El país administra la vacuna de AstraZeneca solo a personas de entre 18 y 55 años.

La nueva polémica llega el mismo día en que la EMA aprobó el inyectable monodosis de Johnson&Johnson, el cuarto después de los de Pfizer/BioNTech, Moderna y AstraZeneca, que necesitan dos inyecciones para la inmunización. Pero, según un estudio publicado en el England Journal of Medicine, una persona que pasó el covid-19 está igual o mejor protegida con una única dosis de la vacuna de Pfizer/BioNTech o Moderna.

El primer inyectable tendría por su parte una eficacia mayor de la esperada en casos sintomáticos y formas graves de covid-19, un 97%, según otro estudio realizado en condiciones reales en Israel. El despliegue de la vacunación es un reto importante frente a un virus que mató a más de 2,6 millones y contagió a casi 118 millones.

Dejá tu comentario