El príncipe Carlos pidió un préstamo de dinero a la Policía

Mundo

El príncipe Carlos de Inglaterra, heredero a la Corona británica tuvo que pedirle prestados unos u$s 4.460 a su guardaespaldas luego de darse cuenta que le faltaba efectivo para "gastos de viaje", según un reporte publicado en el periódico inglés The Independent.

El primogénito de la reina Isabel II debió repagar todo el dinero a su agente de protección que había sido utilizado para viajes en el exterior.

La suma fue repagada por Clarence House en diciembre de 2007 y Scotland Yard cobró el cheque días después.

El mes previo, el príncipe y su esposa, Camila Parker Bowles, habían visitado Turquía y Uganda.

Una portavoz de Scotland Yard indicó que "ocasionalmente" algunos de los agentes de la Policía Metropolitana le prestan dinero a miembros de la Realeza, aunque se negó a confirmar el hecho de 2007.

"En ciertas circunstancias y si es necesario, los agentes de protección incurren en gastos de personas de importancia que protegen, y ese dinero es luego repagado", subrayó la vocera al Independent.

Por su parte, Ken Wharfe, ex guardaespaldas de la princesa Diana, afirmó que "era común" prestarle dinero a Lady Di, principalmente para pagar por cenas en restaurantes o habitaciones en hoteles.

"Es muy raro que los miembros de la Familia Real lleven dinero en efectivo o tarjetas de crédito consigo, así que los guardaespaldas muchas veces pagan por ellos, estas son prácticas bastantes normales", subrayó.

Según el Independent, el príncipe Carlos recibió el año pasado unos u$s 5 millones pagados por el Tesoro y el erario británico para financiar sus actividades oficiales.

La fortuna privada del heredero al trono proviene del medieval Ducado de Cornualles, que incluye rentas por propiedades comerciales, residenciales y agrícolas, y en 2008 trepó a u$s 26,83 millones.

Dejá tu comentario