2 de octubre 2022 - 14:22

Brasil más allá de Lula y Bolsonaro: las elecciones que definen el nuevo escenario político

Este domingo Brasil elige mucho más que presidente y vice. Se renuevan cargos de gobernadores, senadores y diputados, lo que va consolidar un nuevo escenario para la política de ese país en los próximos años.

liula bolsonaro elecciones 2022.jfif

Este domingo, hay elecciones en Brasil que definen quién será el próximo presidente. Sin embargo, en las urnas se elige mucho más que entre Lula Da Silva y Jair Bolsonaro, ya que se disputan otras categorías como gobernadores, senadores y diputados, que van a configurar el nuevo escenario político brasilero.

Sin dudas que Lula vs. Bolsonaro es el plato fuerte de la jornada, que cierra este domingo a las 18 y que, se presume, habrá una primera tendencia de los votos pasadas las 20 horas, ya que a las 21 se podrá saber quién será el vencedor, dado el uso del sistema de voto electrónico.

LULA BOLSONARO
Brasil se prepara para las elecciones presidenciales de este domingo

Brasil se prepara para las elecciones presidenciales de este domingo

Elecciones en Brasil: qué se elige además de presidente y vice

Hoy se elegirán congresistas y gobernadores de los estados que deben renovar autoridades, incluido Sao Paulo, el más rico y poblado, donde la izquierda apunta a ganar por primera vez en la historia. Justamente, de allí es oriundo Lula Da Silva, por lo que ha enfocado en mejorar la presencia y la performance del PT en esa región.

Un triunfo del expresidente representaría un nuevo giro a la izquierda del país más extenso de América Latina y su primera economía, y la vuelta al poder del Partido de los Trabajadores (PT), tras los cuatro años del ultraderechista Bolsonaro y los escándalos que han sacudido a la política de ese país.

Qué hay en juego en las elecciones en Brasil 2022

La política brasileña está plagada de una fragmentación crónica -una veintena de agrupaciones poblana el Congreso-, pero por primera vez los partidos podrán agruparse en federaciones, que deberán mantenerse unidas durante al menos cuatro años.

Más de 10.000 candidatos buscarán un asiento en la Cámara de Diputados y 241 en el Senado, las cifras más altas desde los primeros años de la democracia, a finales de los 80. Esto se debe La multiplicidad y variedad de partidos, atomizados en los últimos años, aunque se han establecido alianzas con los dos Más de 85% de los diputados federales, y 20 de los 27 gobernadores buscarán la reelección, con altas probabilidades de éxito, según analistas.

En total, son 1.627 cargos a ocuparse en estas elecciones, a las que están convocados más de 156 millones de brasileños.

Además de presidente y vicepresidente, se elegirá a los gobernadores de los 27 estados (incluido el Distrito Federal de Brasilia), los 513 escaños de la Cámara de Diputados y un tercio del Senado de 81 asientos, así como las asambleas legislativas estatales.

En las elecciones presidenciales y de gobernadores está prevista una segunda vuelta, el 30 de octubre, cuando los candidatos no obtengan la mayoría absoluta de los votos válidos. En tal caso, la segunda vuelta está pautada para el próximo 30 de octubre. Los mandatos son de cuatro años, excepto para los senadores, de ocho.

También buscarán repetir en el cargo 13 de los 27 senadores, incluido la exestrella de fútbol Romario, candidato por el bolsonarista Partido de la Libertad (PL).

La izquierda, con el PT a la cabeza, podría crecer de los 121 escaños actuales a unas 150, mientras el "Centrao" y los bolsonaristas se disputarán el electorado más conservador, según analistas.

De los más de 28.000 candidatos, la mayoría se autodefinen mestizos o negros (50,3%), una primicia. Ese auge está posiblemente impulsado por otra novedad de esta elección: para la distribución a los partidos de fondos públicos de campaña electoral cada voto de los candidatos mujeres y negros contará por dos, debido a una enmienda electoral para impulsar una mayor representación en el parlamento.

Sao Paulo: el PT va por la victoria histórica

El PT nunca ha ganado la gobernación del estado de Sao Paulo, hogar de uno de cada cinco brasileños y motor económico del país, pero su candidato, Fernando Haddad, encabeza los sondeos.

El exalcalde de Sao Paulo es uno de los dirigentes más cercanos a Lula, tanto que fue el representante del espacio en las elecciones presidenciales de 2018, con 35% de las intenciones de voto a favor.

Le siguen Tarcísio de Freitas (26%), un exministro de Bolsonaro, y el actual gobernador de centroderecha Rodrigo Garcia (18%), según una encuesta de Datafolha del jueves.

Haddad tiene el apoyo del exgobernador de Sao Paulo Geraldo Alckmin, un católico conservador que ahora es compañero de fórmula de Lula, lo que puede abrir agujeros al antipetismo histórico de los paulistas y atraer a votantes menos ideologizados.

Dejá tu comentario

Te puede interesar