Policías británicos llevarán pulseras magnéticas que controlarán sus movimientos

Mundo

Los agentes de Scotland Yard deberán llevar pulseras magnéticas para que sus movimientos puedan ser rastreados con precisión por un sistema de control central, informó hoy el diario Daily Telegraph.

Según el plan, que afectará a unos 31.000 agentes de la Policía Metropolitana, incluido a su alto comisionado, Ian Blair, cada uno de los policías llevará una pulsera magnética para que sus movimientos sean registrados por un sistema de onda radial.

La medida había sido mencionada en un artículo en la revista especializada Police Review.

La pulsera electrónica, llamada Sistema de Locación Personal Automatizado, permitirá que los agentes estén siempre supervisados en sus movimientos.

De acuerdo a la empresa proveedora, Telent, el recurso tecnológico "ayudará al sistema central a identificar la ubicación especifica de cada uno de los policías en cualquiera de sus movimientos, ya sea que estén cumpliendo tareas, en patrullas u operaciones bajo tierra".

Aunque las autoridades policiales indicaron que el sistema "busca mejorar la seguridad de los agentes" y de esa forma responder más rápido a incidentes o ataques, muchos policías creen que se trata de un sistema al estilo "Gran Hermano", para controlar en detalle cada uno de sus movimientos.

Algunos están preocupados porque el programa exponga demasiado a los agentes y los deje a merced de los empleados en el centro de control.

El plan es similar al utilizado con criminales que deben cumplir con prisión domiciliaria en Inglaterra y Gales, y que son obligados a llevar pulseras magnéticas.

Dejá tu comentario