Varios incendios destruyen Moria, el mayor campo de refugiados de Grecia, y dejan a la deriva a 12.700 personas

Mundo

El centro, ubicado en Lesbos y ocupado cuatro veces en su capacidad, quedó destruido. La UE y la ONU ultiman un plan de rescate. El gobierno griego culpó a los migrantes.

El campo de refugiados de Moria, situado en la isla de Lesbos y considerado el mayor de Grecia, quedó destruido este miércoles como consecuencia de varios incendios simultáneos que dejaron sin refugio a los 12.700 solicitantes de asilo que viven en ese enclave, 4.000 de ellos menores, desatando una nueva crisis humanitaria en Europa, que lucha contra los rebrotes de coronavirus.

Embed

Las causas de los incendios no están claras. De acuerdo a la agencia DPA, algunos residentes del campo dijeron que los habitantes de Lesbos comenzaron el fuego, mientras que otras informaciones apuntan a que los migrantes y refugiados lo hicieron en protesta por las condiciones de hacinamiento en medio de la pandemia de coronavirus.

Por su parte, la agencia de noticias griega ANA-MPA señaló que el motivo del incendio fue el anuncio de que 35 personas residentes en Moria dieron positivo por Covid-19 y que, en consecuencia, debían aislarse junto a sus familias y contactos estrechos a las afueras del centro.

Según el citado medio, algunos de ellos se negaron al aislamiento, mientras que otros refugiados trataron de abandonar el campo durante la madrugada para escapar del peligro que supondría que los positivos y sus contactos no dejaran Moria. Habrían sido los enfrentamientos entre ambos los causantes de los fuegos.

Esta versión fue avalada por el ministro de Migraciones griego, Notis Mitarachi.

En el campo de refugiados de Moria, en Lesbos, vivían 12.700 personas, en condiciones reiteradamente denunciadas por ONG, lo que representa cuatro veces la capacidad de alojamiento del lugar.

La presidenta de la Comisión Europea (CE, órgano ejecutivo de la Unión Europea), Ursula Von der Leyen, dijo estar "profundamente triste por los eventos en el campo de refugiados de Moria, en Grecia" y anunció que el vicepresidente de la CE, Margaritis Schinas, viajará a Grecia lo antes posible.

Poco antes, la comisaria europea de Asuntos Internos, Ylva Johnsson, había anunciado que la UE asumiría el traslado al continente de 400 niños y adolescentes no acompañados que se encontraban en Lesbos.

Campo de refugiados de Moria, incendio

Por su parte, el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR) lamentó los hechos y confirmó el envío de un equipo para examinar las necesidades más acuciantes.

Los bomberos precisan que por el momento "no hay víctimas, pero sí algunos heridos leves con problemas respiratorios por el humo".

De acuerdo con el sitio de información local Lesvospost, más de 3.000 tiendas de campaña, miles de contenedores, oficinas administrativas y una clínica en el interior del campamento ardieron.

Campo de refugiados de Moria, incendio

Según el presidente del sindicato de los bomberos de Lesbos, Yorgos Ntinos, Moria "está quemada al 99% y el fuego continúa".

Médicos Sin Fronteras (MSF) insistió en Twitter en que el campo de refugiados era "una bomba de relojería". "Un éxodo de personas iba sin dirección en medio de un infierno. Niños asustados y padres en shock", relató uno de los responsables de la ONG en Lesbos.

https://twitter.com/lamarea_com/status/1303656689590243328

El primer ministro de Grecia, Kyriakos Mitsotakis, convocó a los ministros a una reunión de emergencia para analizar lo ocurrido.

Oxfam Intermón y el Consejo Griego para los Refugiados exigieron una investigación sobre el papel de la UE en la protección de los refugiados.

La situación en el campo de Moria pone en evidencia el continuado fracaso de los países europeos en ponerse de acuerdo sobre una reforma de su política migratoria.

La Comisión Europea debe presentar el 30 de septiembre su nueva propuesta de un "Nuevo Pacto por la Migración y el Asilo".

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario