Coronavirus: Reino Unido podría confinar de forma forzosa a mayores de 50 años ante una segunda ola

Mundo

El gobierno de Johnson analiza esa opción para el sector más propenso a contraer Covid-19 en caso de un repunte de los casos, según la prensa.

Millones de personas de más de 50 años de edad podrían verse obligadas a cumplir un confinamiento forzoso si una segunda ola de coronavirus llega a Reino Unido, de acuerdo a versiones de la prensa sobre los planes que baraja el primer ministro Boris Johnson.

Según el tabloide Sunday Times, el ejecutivo conservador ve esa opción como la mejor manera de evitar un nuevo cierre nacional completo.

Los expertos sostienen que para personas de entre 50 y 70 años, el índice de vulnerabilidad ante el coronavirus es muy alto y aumenta en base a condiciones de salud preexistentes. En esa franja etaria suelen aparecer problemas de diverso tipo: cardíacos, respiratorios, circulatorios e, incluso, tratamientos contra el cáncer.

Reino Unido suma un estimado de 2,2 millones de personas vulnerables y durante el pico de la epidemia de coronavirus se recomendó oficialmente optar por ponerlos en cuarentena. Una medida que no fue obligatoria y que expiró el sábado.

Johnson, agregó el periódico, también está examinando restricciones especiales para Londres, siempre para contener una posible segunda ola de contagios de Covid-19, entre ellas, la prohibición de salir de las casas y evitar dejar la capital.

La estrategia para evitar un segundo cierre en Reino Unido fue discutida el miércoles pasado por el primer ministro y el ministro de Hacienda, Rish Sunak.

Las muertes por coronavirus en Reino Unido aumentaron este domingo hasta las 46.201, tras sumar ocho en 24 horas, con lo que el país se mantiene como primero de Europa y cuarto del mundo más afectado por la pandemia.

El ministerio de Sanidad indicó que hasta la fecha se registraron 304.695 contagios, de los cuales 744 fueron entre el sábado y este domingo, mientras que el Gobierno se muestra preocupado porque la prevalencia del virus en la comunidad, que está aumentado por primera vez desde mayo.

El ministro de Vivienda y Comunidades, Robert Jenrick, aseguró que el Ejecutivo conservador no tiene intención de adoptar "medidas extremas" para atajar los repuntes, como sería, por ejemplo, la vuelta de confinamientos estrictos a gran escala, sino que aplicará restricciones "selectivas" y "locales".

Sobre la posibilidad de confinar a los de más de 50 años, Jenrik dijo que "son solo especulaciones.

Dejá tu comentario