Cayeron las acciones de Moderna tras apoyo de Biden a liberar patentes de vacunas

Negocios

Las acciones cerraron con una baja de 1,4%, después de caer hasta 10% en la apertura de Wall Street, junto a las de otras grandes farmacéuticas.

Las acciones de Moderna cayeron este jueves junto a las de otras grandes farmacéuticas, pese a aumentar en 4,3% su previsión sobre las ventas de su vacuna contra el COVID-19 (u$s19.200 millones en 2021), luego de Joe Biden, decidiera apoyar las negociaciones para una exención global de las patentes.

Las ventas de las dosis "de refuerzo", de países que desean mejorar sus suministros de cara al 2022 y más adelante, y la posible autorización de la vacuna de Pfizer para su uso en niños han llevado a Moderna a incrementar la producción.

Moderna dijo que los análisis iniciales de un estudio en adolescentes de entre 12 y 17 años mostraron una tasa de eficacia del 96% para su vacuna.

La compañía también ha estado trabajando en una nueva versión que podría extender el plazo en que la vacuna puede ser almacenada en temperaturas de refrigeración, lo que facilitaría su distribución, especialmente en países de menores ingresos.

Pero las acciones de Moderna llegaron a caer hasta 10% tras la apertura de Wall Street, luego de que el presidente estadounidense, Joe Biden, decidió apoyar negociaciones para una exención global de las patentes de vacunas contra el COVID-19.

Sin embargo, con el correr de las horas la caída se fue moderando, hasta cerrar con una merma de solo -1,4%,

"Luego de la reacción de venta agresiva de farmacéuticas, los inversores se dieron cuenta de que hay una diferencia entre hacer una propuesta (...) y llegar a un acuerdo entre 160 países", destacó Gregori Volokhine, de Meeschaert Financial Services.

Además de Moderna, Pfizer perdió 1% y su socio alemán BioNtech bajó 1,62%. Novavax cedió 0,45%, cuya vacuna aún está en estudio, mientras que Johnson and Johnson (+0,40%) cerró en positivo.

El presidente ejecutivo de Moderna, Stéphane Bancel, dijo que la compañía podría firmar más acuerdos con naciones por el suministro de vacunas durante 2022, por volúmenes superiores a los de este año.

En febrero, Moderna pronosticó que las ventas de su vacuna alcanzarían 18.400 millones de dólares. En el primer trimestre que finalizó el 31 de marzo, su vacuna produjo una facturación de 1.700 millones de dólares, lo que llevó a la empresa a anotar la primera ganancia de su historia.

Dejá tu comentario