Alberto y la correlación positiva

Opiniones

El caso argentino 2003-2019, otra vez debería ser caso de investigación. Las variables económicas.

Decía hoy que al gobierno del presidente Alberto Fernández le va a ir muy bien, a juzgar por el discurso. Pero también recapacitaba en algún modo simple de reflexión, que pueda fundamentar esta expectativa. Pensé en relacionar y emplear “la correlación” (estadística). Hice un ejercicio campechano entre un grupo de variables económicas de la Argentina reciente y, las aprobaciones, las adjetivaciones positivas de entidades, organismos y agencias internacionales del periodo 2003-2019.

Un eventual grupo de “Variables A” podría agrupar: el grado de aprobación de la gestión económica por parte del FMI y organismos multilaterales de crédito. Un asentimiento explícito de las entidades financieras privadas. La atribución de mayor transparencia y calidad institucional (Transparency Intl.). Aquiescencia explícita de las consultoras que asesoran al establishment o que habitan el REM del Banco Central. Todas estas celebraciones coinciden con un grupo de resultados expresados en las “Variables B” que podría agrupar: caída del PBI, desplome del consumo, derrumbe de la industria y la inversión. Ampliación de la pobreza y del desempleo. Del mismo modo otro encomiable grupo de “Variables C”: tasas de crecimiento del PBI, incremento del consumo, aumento de la inversión, desarrollo de la actividad industrial, disminución de la pobreza y reducción del desempleo; coinciden con las “Variables D”: sospechas de corrupción, despilfarro del gasto, baja calidad de las instituciones y fallas de la democracia.

En base a estas premisas y variables elementales, todo indicaría que la propensión de señalar a un gobierno argentino como corrupto, poco transparente, con prácticas malignas, tiene paradójicamente amplias probabilidades de obtener resultados económicos eficaces con recelos axiomáticos: alto crecimiento, aumento del empleo, disminución de la pobreza, combinando con acentuación de sospechas de corrupción, baja calidad institucional, etcétera. Es una excursión extravagante pero demostrativa. Llámandole a lo malo bueno y a lo bueno malo.

Desde 1994 las crisis financieras se han incrementado en distintos países -México, Tailandia, Malasia, Indonesia, Corea del sur, Rusia, Ecuador, Brasil, Argentina, su relevancia adquirió un interés inquietante cuando Grecia, España, Portugal, Irlanda e Italia (2010) comenzaron a ser parte integrante de los desequilibrios internacionales. Todo esto se debe a que la ideología dominante por cuarenta años se había orientado desde los países desarrollados hacia los países emergentes, como reflejo de la expansión de la globalización de los mercados, la expansión del capitalismo financiero, en el “todo vale de los noventa” (Stiglitz Joseph E., “Los felices noventa, la semilla de la destrucción”, Capitulo 6, Pág. 183, Ed. Taurus, Buenos Aires, 2003).

El caso argentino 2003-2019, otra vez debería ser caso de investigación

-¿Por qué?- Porque concurre el interés dramático para constituir un caso con objetivos de aprendizaje que puedan ilustrar a las nuevas generaciones.

-¿Qué casos anteriores a 2003-2019 hubo en Argentina, como coinciden y que puede extraerse para un eventual próximo caso? ¿Podremos tener objetividad y perspectiva con inferencia estadística? ¿En qué forma deberíamos describir el estudio, objetivamente? ¿Será útil la estadística descriptiva comentada, para exponer una tesis? ¿Tiene el caso actores y protagonistas concurrentes?

El “método del caso”, busca desarrollar un pensamiento deductivo, a través de referencias objetivas. Si bien requiere la consideración del marco teórico, exige que se atienda la singularidad y complejidad de lo específico. Es una metodología que permite descubrir las “relaciones significativas” que se dan entre distintos hechos.

Estadística al alcance de todos y todas. Correlación

Correlación positiva: es la relación entre dos variables que pauta que ambas aumentan o disminuyen simultáneamente. Correlación negativa: es la relación entre dos variables que ejemplifican que una variable disminuye al tiempo que la otra aumenta. La correlación estadística constituye una habilidad estadística que nos enseña si dos variables están relacionadas o no.

Por ejemplo, considere las entradas de su grupo doméstico y el gasto mensual en que incurren en conjunto, con el supuesto de prescindir siempre del crédito y la utilización de ahorro. Presumiblemente los aumentos de ingresos y gastos disminuyen juntos. Es decir, que si todos ganamos mas, tendremos más recursos genuinos para vivir holgadamente. Si alguno queda sin empleo y caen los ingresos totales, forzosamente tendremos que bajar los consumos. Consecuentemente, el cambio de una variable está seguido por el cambio en la otra. En este caso es fácil ver que ambos suben o bajan juntos en la misma dirección. Esto se denomina correlación positiva.

Asimismo, precio y demanda son variables relacionadas. Cuando los precios aumentan la demanda tenderá a disminuir y viceversa. Si el cambio en una variable está acompañado de un cambio en la otra, entonces se dice que las variables están correlacionadas. En caso del precio y la demanda, el cambio se produce en la dirección opuesta, de modo que el aumento de uno, está acompañado de un descenso en el otro. Este se conoce como correlación negativa.

Asiduamente correlación, es una constitución estadística que mide el grado de relación lineal entre dos variables aleatorias. La correlación entre dos variables significa que ambas comparten revelación e inconsecuencia explicita. Entonces existen diferentes procedimientos para determinar, dada un serie de variables, la posible causa de ellas. Recuerde que la correlación de variables significa que ambas comparten información y variabilidad. En los contenidos empíricos, donde las variables logran ser manejadas científicamente por el investigador no existe demasiada dificultad para situar las causas. Nos alcanza con mantener constante la variable exceptuada, la que nos interesa para determinar la posible fuente de variación. Cuando el investigador se conforma con los valores de las variables tal como vienen asignados la comprobación de las causas exige un proceso algo más complejo.

Una correlación positiva ocurre cuando dos variables se mueven en la misma dirección. Un ejemplo deportivo es la correlación positiva entre altura y peso. Cuando más alto es el boxeador, más peso suele tener y su categoría es más alta para la Asociación Mundial de Box.

Precisamente en economía ocurren muchos casos de “correlación positiva”. Un ejemplo “micro” es que la demanda y el precio están correlacionados positivamente. Otro “macro” es que existe una correlación positiva entre el gasto del consumidor y el PBI. El gasto de los consumidores y el PBI son dos métricas que mantienen una relación positiva entre sí. Cuando el consumo argentino aumenta, obviamente el PBI también crece, dado que el consumo explica el 75% de la tasa de crecimiento del PBI. Por el contrario, las empresas detienen la producción cuando el consumo se ralentiza, para evitar un exceso de oferta.

¿Qué es una correlación negativa o inversa perfecta?

Una relación entre dos variables perfectamente lineal, pero inversa, de tal manera que un cambio en una variable permite predecir el cambio en la otra. Las dos variables se mueven en direcciones opuestas.

¿Qué es una correlación positiva perfecta?

Una relación entre dos variables perfectamente lineal y directa, de modo que un cambio en una variable reconocerá el cambio en la otra. Las dos variables se mueven en la misma dirección.

Completando los utensilios esta la probabilidad asociada de ocurrencia de un evento determinado, que es el nivel de certeza que tenemos de que ocurra dicho suceso. Es la razón entre el número de veces en que ocurrió dicho evento y el número de repeticiones del experimento… ¿se va entendiendo…?

Para rematar. La inferencia estadística, es un conjunto de métodos y técnicas que permiten inducir, a partir de la información proporcionada por una muestra, cual es el comportamiento de una determinada población con un riesgo de error medible en términos de probabilidad.

Usted ya tiene algo. Herramientas primarias. En adelante, observe lo que ve, escuche lo que dicen y, establezca desde este momento la correlación entre el éxito de Alberto Fernández y los reproches y censuras que recibe por parte de los actores.

(*) Profesor de Maestrías, Conferencista y consultor internacional. Máster en Política Económica Internacional, Doctor en Ciencia Política, Presidente de HACER www.hacer.com.ar , autor de 6 libros, con: “2001, FMI, Tecnocracia y Crisis”.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario