El complejo (des)equilibrio del petróleo: ¿cuál es el precio ideal?

Opiniones

En apenas tres meses hemos visto el valor del petróleo (WTI) tocar los u$s63 el barril, hasta caer a u$s20, para ubicar entorno a u$s26.

Si hay una materia prima interesante de analizar, esa es el petróleo. Es un commodity pero, a diferencia de los commodities agropecuarios en los que participan múltiples pequeños productores (aún las mayores empresas son insignificantes para el volumen producido mundialmente), el petróleo tiene pocos jugadores fuertes, de gran tamaño, que necesitan enorme cantidad de capital para poder producir. Esta presencia de pocos grandes jugadores permite la cartelización y las negociaciones entre productores. Además, muchos de los principales jugadores son estados lo que suma un condimento geopolítico al ya complejo panorama.

La volatilidad del precio del petróleo durante 2020 no tiene precedente. En apenas tres meses hemos visto el valor del petróleo (WTI) tocar los u$s63 el barril a principio de enero, caer a menos de un tercio de su valor y perforar la barrera de los u$s20 el barril a fin de marzo y en pocos días de abril, subir 30% hasta situarse en la zona de los u$s26 al momento de escribir este artículo. Todo esto nos lleva a la gran pregunta: ¿Cuál es el precio de equilibrio del petróleo?

Como ocurre últimamente con casi todos los indicadores económicos y financieros, es inevitable tener que hablar del coronavirus Covid-19 como parte de la explicación de lo que está pasando. El aislamiento masivo de millones y millones de personas en todo el mundo ha generado una notoria caída en la demanda de petróleo: la gente simplemente no se moviliza, no usa sus autos, no utiliza colectivos y mucho menos aviones. Será por lo tanto un factor clave en la determinación del precio del petróleo la duración y extensión de la pandemia que mantiene deprimida la demanda.

Sin embargo, la gran caída inicial del precio del crudo que se produjo por la caída en la demanda es solamente el principio de la historia. Luego hubo un segundo round proveniente de las negociaciones entre los productores. Lo esperable era que los países productores respondan bajando también las cantidades de bombeo diario de manera de no dejar caer tanto el precio del barril. No obstante, ante la falta de acuerdo en las primeras negociaciones, Arabia Saudita (el principal país exportador de petróleo del mundo que además posee los menores costos de extracción) decidió aumentar su producción a partir de abril en 2,5 millones de barriles diarios.

Con esta medida, Arabia Saudita logró en simultáneo tres cosas: generar una nueva oleada de baja del precio, mandar un mensaje claro a quienes comparten con ellos la mesa de negociación y meter en serios problemas el sector del petróleo no convencional. Un barril por debajo de u$s30 deja fuera del negocio a todo este sector porque sus costos de extracción son superiores a ese precio.

¿Pero por qué es tan relevante el impacto sobre los no convencionales? Para Argentina es relevante porque Vaca Muerta es una cuenta no convencional. Pero esto no termina acá, hay impactos globales también.

En entrevistas que realizamos en InvertirOnline a gente del sector, especialistas de la consultora ABECEB mostraron el modo en que Estados Unidos pasó a tomar un rol protagónico entre los productores mundiales de petróleo gracias al crecimiento de los no convencionales en los últimos 10 años. En 2010 representaba 10% del mercado mundial de crudo y en 2019 había llegado a 19%. Estados Unidos, entonces, es uno de los países que tomó el mayor golpe con la caída del precio del petróleo.

¿Le interesó la historia? Por suerte continuará. El resultado de la reunión de este jueves de la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo) traerá próximas e importantes novedades del sector. Los miembros de la OPEP llegaron a un acuerdo con Rusia y aliados para reducir la producción a 10 millones de barriles por día en mayo y junio con el fin de impulsar los precios que en las últimas semanas cayeron considerablemente. Además, informaron que para diciembre bajará a 8 millones y entre enero y abril de 2022 se situará en 6 millones. Ahora se esperan un apoyo de EEUU.

Más allá de eso, pensando en el largo plazo, el precio del petróleo parece encontrarse por debajo del precio del equilibrio por lo que tomar posición en empresas del sector (tan duramente castigadas como el mismo commodity) podría ser una buena alternativa de inversión.

(*) Gerente de Research de InvertirOnline.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Temas

Dejá tu comentario