Qué deben hacer las pymes con los cobros de sus clientes

Opiniones

Existen una serie de alternativas destinadas a mejorar las gestiones de cobro de las pymes y aprovechar al mercado de capitales como una fuente de financiamiento.

Cuando una empresa comercializa sus productos y/o servicios a su cartera de clientes, no siempre recibe los pagos en la misma modalidad ni plazo, ya que según sea el poder de negociación entre las partes, pueden recibir el cobro mediante transferencia bancaria a los días siguientes (best case) o que emitan una factura de crédito electrónica a 30 días y cumplido ese plazo reciban un cheque de pago diferido a plazos superior a los 90 días (worst case)

Todas estas cuestiones hacen parte del día a día de las pymes y muchas veces la falta de conocimiento sobre los tipos de financiamiento existentes en el mercado de capitales, hacen que se paguen sobretasa en las operaciones de descuento de cheques o peor aún que queden fondos inmovilizados con una inflación creciente como la actual.

Es por ello que desde la unidad de financiamiento pyme de IEB, queremos plantear una serie de alternativas destinadas a mejorar las gestiones de cobro de las pymes y aprovechar al mercado de capitales como una fuente de financiamiento no solamente para capital de trabajo sino también para expansiones o adquisiciones de bienes de capital.

¿Que deben hacer las pymes si reciben cobros en efectivo y/o transferencia bancaria?

Juan Pablo Kirasian, responsable comercial pyme de Invertir en Bolsa comentó que “los Fondos Comunes de Inversión ofrecen la posibilidad de gestionar el CASH MANAGEMENT de forma muy segura, rápida y práctica, ya que se pueden suscribir los sobrantes de liquidez desde una cuenta comitente y mientras no se tenga que disponer de dichos flujos estarán generando intereses”.

¿Qué deben hacer las pymes si reciben cobros en cheques de pago diferido?

Los cheques de pago diferido constituyen la forma de cobro más común en el ámbito pyme pero también son la representación de un error muy frecuente en la gestión de cartera y es guardarlos hasta que se necesiten. Por ello, el Mercado Argentino de Valores (MAV) ofrece tres alternativas para descontar cheques físicos o echeq a tasas reales negativas. Dichos segmentos se pueden usar de forma complementaria entre sí, ya sea teniendo aval de SGRs, títulos públicos para ofrecer en garantía o que la pyme sea proveedor de empresas de primera línea.

¿Qué es una SGR y cuál es su función?

Las SGRs (Sociedades de Garantías Recíprocas) son entidades que se crearon en la década del ’90 con el fin de facilitar el acceso al financiamiento de las pequeñas y medianas empresas.

Cualquier pyme puede iniciar un proceso de calificación y obtener un aval para vender Cheques de Pago Diferido propios o de sus clientes, los cuales (gracias al buen crédito de la SGR) se negocian a tasas muy competitivas en el mercado, mejorando notablemente los CFT (Costo financiero Total) del financiamiento.

Kirasian consideró que “tener balances sanos y un buen historial de cumplimiento de las deudas y obligaciones, además de ser una tarea un tanto complicada en este contexto, es un activo muy valioso para cualquier pyme y se puede transformar en una fuente de financiamiento a través del aval de una SGR”.

Segmento cadena de valor

Allí los fondos compradores se enfocan en la calidad de los firmantes de los cheques, es decir, que si la empresa es proveedora de firmas de primer nivel y estas les pagan con cheques, las pymes pueden descontarlos de forma directa en el mercado a tasas en promedio de 39% anual a 90 días. En este caso al no haber costos de intermediarios, como el fee de la SGR, el CFT (costo financiero total) es muy conveniente y para las empresas de primera línea los beneficia al no usar sus cupos en los bancos.

empresarios.jpg
La reticencia a innovar es uno de los obstáculos a los que se enfrentan las PYMEs

La reticencia a innovar es uno de los obstáculos a los que se enfrentan las PYMEs

Segmento Garantizado

Mediante la integración de garantías (títulos públicos, cuotas partes de FCI, etc), la pyme puede disponer de un cupo de negociación de cheques de pago diferido (sujeto al aforo de las garantías que integró), pero allí puede planear con mayor libertad la elección de plazos y montos nominales de los cheques. Las tasas de este segmento se encuentran en promedio para 180 días en 38% anual y para 360 días en 41% anual y cabe destacar que se pueden descontar tanto cheques propios como de terceros

¿Qué deben hacer las pymes si emiten una factura de crédito electrónica?

La FCE es de uso obligatorio en todas las operaciones comerciales donde participe una PYME y una empresa grande y tiene un periodo de aceptación de 30 días en los cuales puede ser conformada de manera expresa o tácita (transcurridos los 30 días sin respuesta del receptor) con lo cual automáticamente se convierte en un título ejecutivo y puede ser negociada en el MAV.

Los principales beneficios del descuento de FCE son:

  • Convertir un crédito ordinario en un título ejecutivo con una fecha cierta de pago
  • Se puede negociar tanto en pesos como en dólares
  • Se eliminan los tiempos dilatorios que conlleva un análisis crediticio
  • Negociación ágil y sencilla en el mercado. Proceso 100% digital
  • Su negociación en el mercado de capitales no afecta los cupos de la empresa grande en el sistema financiero.
  • Al negociar la factura, la Pyme no va a tener deuda contingente, con lo cual mejora también su balance.

Como conclusión, desde IEB creemos que es muy importante trabajar en la educación financiera de las pymes. Existen dos pecados capitales que no pueden cometerse: tener cash inmovilizado en una cuenta corriente y acumular cheques a cobrar, ya que ambos estarían perdiendo la batalla contra la inflación desde el minuto cero.

Responsable de Operaciones Pyme de Invertir En Bolsa (IEB).

Temas

Dejá tu comentario