"Subsidio no es empleo"

Opiniones

(Felipe Solá reclamó ayer que en los índices de empleo no se incluya a quienes reciben planes de ayuda por su situación de indigencia. Esa práctica la inició Roberto Lavagna para abultar las cifras de la recuperación económica. El gobernador lo dijo en un diálogo con Rolando Hanglin por radio «Continental» durante el cual ejerció una defensa del sistema provincial de recaudación.)

PERIODISTA: Hay una polémica con Montoya, el recaudador...

Felipe Solá: Con respecto al recaudador Santiago Montoya, creo que hay mucho del mito del hombre malo. Lo que hay es un hombre que tiene un programa y que lo sigue en serio y que además tiene un nivel de recaudación que ha aumentado y eso sucedió porque había mucha gente para la cual no pagar no significaba un problema sino costo cero y ahora no es así.

P.: Ese dinero va al gobierno...

F.S.: Del otro lado está la otra cara del Estado ¿no? En estos momentos yo estoy con directivos de Edesur. En todos los lugares donde por extrema pobreza... villas, asentamientos, etcétera, no se paga la luz, se han puesto medidores colectivos. Hicimos un acuerdo por el cual la provincia se va a hacer cargo de esos medidores. Eso hay que pagarlo.

P.: Claro...

F.S.: O tomar más policías en la provincia de Buenos Aires, como lo estamos haciendo. La gente dice ¿adónde va la plata? Es una pregunta que tiene muchas respuestas, pero en buena medida el Estado provincial es un trasladador de ingreso social, es decir, traspasa de arriba abajo ingresos hasta transformar impuestos en servicio de salud, educación, etcétera ¿no? Montoya se ha hecho famoso y es posible que a veces él contribuya con algunas frases, pero lo que importa es que el rendimiento es muy importante.

P.: Pero el gran problema de la provincia y del país sigue siendo, seguramente, la falta de viviendas, desocupación, desempleo, ¿no?... Si no, no habría necesidad de pagarle a Edesur...

F.S.: Bueno, a Edesur le pagamos porque nosotros tenemos que admitir que hay gente que está en lo que se llama indigencia. Es una familia que, teóricamente, no puede pagar la comida del mes, la alimentación del mes y la garrafa. Esa gente, en general, está «colgada de la luz», en algunos casos se ha regularizado y en otros no, y nosotros no podemos cortarle la luz por eso.

P.: La gente que no tiene trabajo a veces tiene un subsidio...

F.S.: Muchos tienen subsidio de desempleo que no es trabajo. No deberían contabilizarse como gente que trabaja porque además es el mismo valor que hace 10 años en moneda corriente, con todo lo que ha pasado y eso significa nada más que una parte de la comida de una familia tipo.

P.: ¿Cuánto es eso?

F.S.: La comida de una familia tipo hoy vale 500 pesos. Entonces la provincia tiene una cantidad de obligaciones que llevar adelante, inclusive buscando paz social, es necesario llevarlas adelante.

P.: ¿Hay un plan de reconversión de todos los subsidiados en asalariados verdaderos?

F.S.: Hay un plan nacional importante que va a ser el Plan Familias, gente que está actualmente en el de Jefas y Jefes. En la provincia nosotros tenemos alrededor de 500 mil personas que están en Jefas y Jefes de Hogar que paga la Nación y unas 65 mil que están en Plan Barrios, que tiene el mismo monto y que paga la provincia. Se podría considerar que ese universo son 600 mil personas o 600 mil jefes de familia, o jefas de familia que tienen a su cargo alguna persona. Supongamos que haya un porcentaje que siempre cae en la depuración mensual... 8 por ciento, 7 por ciento, que en general cae porque ha conseguido trabajo y un porcentaje menor, porque se descubre alguna trampa ¿no?

P.: ¿Hay muchas trampas con eso?

F.S.: Igual, cuando se descubre la trampa no podemos hablar de que esa familia está viviendo muy bien ¿no?

P.: ¿Se reduce esa cantidad de subsidios?

F.S.: Sí, era de aproximadamente 900 mil personas hace dos años y medio y ahora son 600 mil. Pero no es una reducción al mismo ritmo que sube la economía. No es igual, hay una menor velocidad. Hay menor velocidad y depende de los lugares. En el Gran Buenos Aires hay menos velocidad.

P.: Ya se sabe que la economía moderna no tiende a generar muchos empleos.

F.S.: Pero hay una reactivación pyme enorme como proveedora de grandes empresas o empresas medianas que a su vez proveen a otras que son exportadoras o de servicios.

P.: Está bien Felipe, le enviamos un saludo cordial a Don Alberto Abad.

F.S.: Yo creo que Abad ha sido un gran director de la AFIP, lo conozco hace muchos años y la AFIP está ordenada, sabe adónde va, pero tiene un poco de «pica».

P.: ¿No podría haber un punto intermedio entre lo que dice Santiago Montoya y lo que dice Alberto Abad que sugiere facilitar el pago de impuestos, hacerle la vida fácil al contribuyente?

F.S.: No. Nosotros tenemos un problema diferente. Nosotros tenemos mucho más llegada directa al usuario, a quien paga, al contribuyente, tenemos una red de Internet. Hay 55 mil consultas por día en Internet para ver como está la situación. Pero hay que admitir también que entre los contribuyentes de la provincia de Buenos Aires hay mucha gente que no tiene Internet. Pero nuestra focalización hoy está en gente que teniendo Internet no nos paga, teniendo una 4x4, teniendo una buena casa o más de una casa no nos paga. Es ahí donde está focalizando Montoya, no estamos en la era prehistórica como dijo Abad.

Dejá tu comentario