Apartaron al juez de la causa por la identidad de los hijos de Herrera de Noble

Política

El juez federal de San Isidro Conrado Bergesio fue separado de la causa que involucra a los hijos adoptivos de la dueña del Grupo Clarín, Ernestina Herrera de Noble, en lo que significó un aval al reclamo de las Abuelas de Plaza de Mayo.

En su reemplazo pasará a entender en el expediente la otra jueza federal de San Isidro, Sandra Arroyo Salgado, confirmó uno de los abogados querellantes, Pablo LLonto.

La decisión fue tomada por la Sala II de la Cámara Federal de San Martín al hacer lugar a un pedido de recusación presentado por la fiscal federal Rita Molina y respaldado por los abogados de Abuelas de Plaza de Mayo.

El principal argumento para el pedido fueron las "dilaciones" de Bergesio en la causa que investiga si los hermanos Marcela y Felipe Noble Herrera fueron apropiados ilegalmente durante la ultima dictadura militar.

De acuerdo al fiscal, el juez actuó con "parcialidad", tomando resoluciones "contradictorias", con lo que dilató las medidas para realizar y cotejar las muestras de ADN de los hijos de la dueña del Grupo Clarín.

Bergesio había desestimado inicialmente el pedido de recusación formulado por la fiscal federal de San Isidro, por lo que la decisión final quedó en manos de la Cámara.

"Para mí, que soy abogado de una de las familias (Lanoscou), es una decisión correctísima, porque venimos pidiendo hace años que se lo aparte porque es una vergüenza lo que hizo. Ha estado demorando el análisis durante ocho años y recién le agarró el apuro en los últimos meses", señaló Llonto.

El abogado se mostró esperanzado de que Arroyo Salgado "le imprima la celeridad necesaria a la causa para hacer los análisis y también para que tome otras medidas vinculadas con la investigación", orientadas a "saber de dónde trajeron a estos chicos".

Tanto la fiscal Molina como Abuelas reclaman a la Justicia que ordene los exámenes de los Noble y sean comparados con la totalidad de las muestras reservadas en ese Banco de Datos Genéticos que funciona en el hospital Durand.

Sin embargo, los hijos adoptivos de Ernestina Herrera de Noble sólo aceptan realizarlos en el Cuerpo Médico Forense que depende de la Corte Suprema de Justicia y comparar las muestras con las dos familias querellantes en la causa, por lo que presentaron un recurso de queja ante el máximo tribunal.

En los últimos años, la jueza Arroyo Salgado tuvo a su cargo la investigación judicial por el supuesto hackeo a las cuentas de correo electrónico del presidente de la Corte Suprema de la Nación, Ricardo Lorenzetti y otros funcionarios públicos, además de tomar la causa por el tráfico de efedrina y la muerte del represor Héctor Febrés.

Dejá tu comentario