Con 60 cortes de ruta en distintos puntos del país, terminó el segundo día del paro del Campo

Política

Una mayor concentración de productores en las rutas, que intensificaron los controles de carga para impedir el paso de cereales, oleaginosas y faena caracterizó al segundo día de paro del sector, en medio de unos 60 cortes de ruta intermitentes en el interior del país.

Esta modalidad de protesta, adoptada en la mayoría de los cortes por los chacareros para no tener problemas con los transportistas
.
En Gualeguaychú, Entre Ríos, los manifestantes resolvieron, "de acuerdo con los reclamos de la gente, dejar el paso libre a los autos y ómnibus", según informó Nicolás Matiauda, ruralista allegado a Alfredo De Angeli.

"Solamente detenemos y les pedimos que vuelvan a sus lugares de origen a los camiones que transportan cereales, oleaginosas hacienda gorda en pie con destino a faena", explicó el chacarero.

Mientras tanto, esta noche desde las 20:00 tenía lugar una asamblea donde los ruralistas decidían las nuevas medidas, pero todo indicaba que el corte de Gualeguaychú seguiría por "tiempo indeterminado".

"La única salida del conflicto es que los legisladores den quórum para tratar el proyecto de retenciones", ratificó por su parte Juan Ferrari, titular de la Federación Agraria de Gualeguaychú.

Por otra parte, en distintos puntos del interior del país hubo camioneros enojados por el cese de las ventas, ya que se reducen aún más los fletes.

En tanto, en Chaco, la jueza federal subrogante Alicia Virignin notificó a través de un oficio que cada tres horas los chacareros deben liberar el paso de los vehículos en la ruta 95, a la altura de la localidad de Gato Colorado, para "preservar la seguridad de los transeúntes" y "mantener el libre tránsito".

La medida judicial fue tomada a pedido del gobernador Jorge Capitanich y le fue comunicada a los productores a través de un oficio que recibió el dirigente Juan Vereek, uno de los autoconvocados de la zona.

A su vez, el productor Roberto Polich, ubicado en la ruta 16, en el límíte de Chaco con Salta, explicó a NA que "se están perdiendo los cultivos de soja y algodón y maíz porque hace 45 días que no llueve".

Por su parte, Luis Devoto, un ruralista de la localidad chaqueña de Gancedo, cerca del límite con Santiago del Estero, donde hay otro corte intermitente, criticó la política oficial para el campo, al considerar que "quiere hacer desaparecer a los productores".

En Armstrong, provincia de Santa Fe, sobre la ruta 9, y en Azul a la vera de la ruta 3, continuaban los cortes intermitentes, así como en varias localidades cordobesas.

Los productores permitían sólo la circulación de alimentos perecederos (leche, frutas y hortalizas), ganado de invernada y conserva y productos provenientes de las regiones afectadas por la sequía.

El titular de la Federación Agraria, Eduardo Buzzi, defendió los cortes de ruta y la movilización de las bases rurales. "Hay derecho a protestar", dijo.

Pero también reclamó a los productores apostados en los caminos que "no molesten a la gente que anda por las rutas".

Dejá tu comentario