Espionaje ilegal: exjefe de operaciones de la AFI se negó a responder preguntas

Política

Hombre clave de la AFI desconoció diálogos en chats que se le atribuyen. Se manifestó inocente y ajeno a las maniobras de espionaje durante el macrismo.

El ex jefe de Operaciones Especiales de la AFI del gobierno macrista, Alan Ruiz aseguró hoy a la justicia que es “absolutamente ajeno” a las maniobras de espionaje ilegal tras negar diálogos en copias de chats entre espías que se le atribuyen.

Ruiz, uno de los hombres más nombrados por ex agentes, se negó a responder preguntas ante el juez de Lomas de Zamaora Juan Pablo Augé y por escrito aseguró que es inocente respecto de la supuesta integración de la asociación ilícita “y mucho menos liderarla”.

En una declaración que había realizado en julio pasado en la misma causa, Ruiz había apuntado a la cúpula de la AFI, en especial a “la 8” Silvia Majdalani, la ex subdirectora del organismo, a la que hoy ni mencionó.

Alan Ruiz ingresó a la AFI en mayo de 2018, donde estuvo hasta diciembre de 2019. “Jamás brindé ni recibí instrucciones de llevar a cabo tareas de inteligencia y/ o espionaje” en infracción a la ley, dice parte del escrito en el que hoy se desvinculó de los hechos.

Negó haber obtenido información, producir inteligencia y almacenar datos sobre políticos, religiosos, ni asociaciones.

En su indagatoria, siempre por escrito, se quejó porque no estaban dada las garantías constitucionales para poder prestar declaración libremente en relación a legajos de las supuestas víctimas, al argumentar no haber accedido a la totalidad de los mismos.

Explicó que esos legajos fueron formados a partir de información almacenada en teléfonos de otros imputados. “Las extracciones de diálogos y/ o copias de chats que se atribuyen a mi persona, las desconozco por completo. Nada de ello fue extraído de mi teléfono celular, por lo cual no puedo corroborar que efectivamente haya participado de los diálogos en cuestión, mucho menos de copias de pantalla de supuestas conversaciones que habría mantenido vía whatsap”, declaró por escrito Ruiz.

En su declaración de julio había dicho que fue Majdalani la que ordenó la instalación del sistema de vigilancia en el penal Melchor Romero y que trabajaron en conjunto con el Ministerio de Justicia de la Provincia de Buenos Aires, entonces a cargo de Gustavo Ferrari.

Ruiz es uno de los acusados clave del caso de espionaje ilegal, sindicado como el que manejaba el grupo de espías Super Mario Bros. Ya está procesado por el espionaje a Cristina Kirchner. En su momento admitió haber ido a los penales de Melchor Romero y Ezeiza, donde se habría hecho espionaje ilegal a detenidos del kirchnerismo.

En el penal de Melchor Romero, que depende del SPB, supuestamente iban a quedar detenidos Hugo y su hijo Pablo Moyano. Allí, según Ruiz se instalaron equipos de videos vigilancias “en un sector que estaba completamente vacío”.

Ruiz relató en su primera indagatoria la relación que tenía con “la 8”, a quien le enviaba directamente los informes. Ante una pregunta de la fiscalía sobre los requerimientos que le efectuaba Majdalani, Ruiz manifestó que “ella no esperaba los informes producidos, quería los adelantos de lo que se estaba produciendo”.

Respecto del espionaje en Melchor Romero, la orden e Majdalani fue “verbal”, tras lo cual aclaró que las compras de los equipos las hizo contrainteligencia para lo cual se hizo un informe de todo el trabajo realizado.

“Fue la subdirección la que le dió la orden de colaborar con el penal de Melchor Romero”. La orden la dio directamente Majdalani, respondió Ruiz.

Sobre el penal de Ezeiza reconoció haber ido y haber hecho un recorrido con Cristian Suriano, ex director de inteligencia en el Servicio Penitenciario Federal, aunque negó tener conocimiento de que se hubiera hecho espionaje ilegal allí.

Recordó que Suriano los llevó a visitar el penal de Ezeiza junto a los ex agentes Martin Terra, Dominique Lasaigues y Mercedes Funes.

Unos días antes de visitar el penal, hubo reuniones entre los Directores de la Agencia con el Director Nacional del Servicio Penitenciario Federal, Emiliano Blanco, de la cual el no participo y a partir de la primer reunión, se generó una segunda reunión en el edificio central, entre Cristian Suriano y él, donde la subdirección les planteo que vean las problemáticas en contexto de encierro.

Reconoció en el penal de Melchor Romero se instalaron equipos de videos vigilancias en un sector, que cree que es una alcaldía, que estaba completamente vacío y que les habían pedido colaboración para asegurarlo, a partir de la posibilidad del traslado de la banda de “Los Monos”, durante el juicio.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario