Fin de la tregua "sanitaria" en AMBA: "Es un error abrir prematuramente"

Política

Kicillof advirtió que el Área Metropolitana de Buenos Aires "es de una estabilidad tremendamente frágil" junto a intendentes peronistas y de Juntos por el Cambio.

Punto final para la pax sanitaria que escenificaban Alberto Fernández, Horacio Rodríguez Larreta y Axel Kicillof en cada anuncio de prórroga de la cuarentena en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA). Los caminos políticos del gobernador de Buenos Aires y del jefe de Gobierno porteño ya se bifurcan abiertamente con distintas posturas sobre la estrategia para enfrentar la propagación del coronavirus. Kicillof aseguró ayer que “la situación en el AMBA” respecto de la pandemia “es de una estabilidad tremendamente frágil” y consideró que “se consolidó una tendencia creciente”, en tanto que remarcó que “es un error abrir más”.

“La situación del AMBA es de una estabilidad tremendamente frágil. Se consolidó una tendencia creciente. No es una crítica ni una discusión, es un dato. Hoy el virus está golpeando muy fuerte en el interior de la Provincia”, relató Kicillof en conferencia de prensa. Respecto de la cantidad de camas, el gobernador informó que “hoy hay 1.306 camas ocupadas” de las cuales 807 corresponden a casos de coronavirus.

“Es un error abrir prematuramente, es un error abrir más. No podemos arriesgar lo que logramos en cinco meses. No lo puedo permitir. ¿Con qué cara les voy a explicar a los médicos que mientras no dan abasto en las terapias nosotros seguimos autorizando actividades?”, indicó el gobernador bonaerense en un tiro por elevación a Rodríguez Larreta, quien este lunes autorizó el regreso de 2 mil locales gastronómicos en la Ciudad de Buenos Aires.

En ese sentido, Kicillof sostuvo que “hay una porción de la sociedad que parece que no ve lo que está ocurriendo”. “Me pregunto si no lo estamos transmitiendo mal y cómo podemos hacer para comunicarlo mejor...”. “Si a este virus le das ventaja, se escapa. No es una decisión individual, es un virus muy contagioso. Un descuido, una distracción, un incumplimiento, una irresponsabilidad puede terminar en muertes...”, subrayó el mandatario. Y concluyó: “Me eligieron para tomar decisiones y no lo voy a hacer con encuestas ni con focus group, ni con marketing político”.

Kicillof realizó una conferencia de prensa por la situación del coronavirus en la Provincia con la presencia de intendentes oficialistas y opositores, entre los que estaban Martín Insaurralde, Mayra Mendoza y Juan Zabaleta, del Frente de Todos; y Néstor Grindetti y Julio Garro, de Juntos por el Cambio. Mendoza hizo hincapié en la necesidad de “seguir trabajando de esta manera, coordinadamente y en sintonía” y apeló “a la responsabilidad social, individual y colectiva”. Asimismo, Zabaleta señaló: “Hay un sistema de salud muy sólido, el Plan Detectar fue maravilloso y se agradece porque nos permitió adelantarnos, cuidar y salvar vidas”;

Al margen de la pandemia, desde Juntos por el Cambio y anotado en la carrera por la gobernación, Jorge Macri salió al cruce de Kicillof en Twitter al advertirle al gobernador que “ las tomas -de tierras- en la Provincia se multiplican, generando mayor miedo, angustia e incertidumbre en los vecinos. Los ciudadanos merecen conocer su postura. Como intendente necesito su visión política al respecto. La posición del Gobierno es urgente para tener un lineamiento claro ante las crecientes tomas. Es importante tener un Estado presente que proteja lo que cada uno de los argentinos se ganó con su trabajo y lo que el Estado posee que es de todos”.

Decreto

Ayer el Gobierno nacional oficializó el decreto en el que prorroga la emergencia sanitaria por la pandemia del coronavirus y autoriza las reuniones sociales de hasta diez personas en espacios al aire libre para todo el territorio nacional, inclusive la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano. En las localidades alcanzadas por el Aislamiento Social Preventivo Obligatorio (ASPO) siguen prohibidos el dictado de clases presenciales en todos los niveles y todas las modalidades, los eventos públicos y privados: sociales, culturales, recreativos, deportivos, religiosos y de cualquier otra índole que impliquen la concurrencia de personas, además de centros comerciales, cines teatros, centros culturales, bibliotecas, museos, bares o gimnasios. También el servicio público de transporte de pasajeros interurbano, interjurisdiccional e internacional, salvo para los casos previstos en el artículo 23 de este decreto, en cuanto a los trabajadores esenciales.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario