Macri con Blumberg, en el resto de campaña

Política

Mauricio Macri decidió reforzar su campaña por el Gobierno porteño con la presencia de Juan Carlos Blumberg, quien ayer lo acompañó en un acto en la Capital Federal y asistirá a otro más, ya más cerca del cuarto oscuro, que versará sobre «la puerta giratoria». Macri está convencido de que los temas relacionados con la seguridad de los vecinos son los que atraerán los votos de los indecisos, que requiere para ampliar el margen de adhesiones que lo separará de quien obtenga el segundo puesto en los comicios del 3 de junio.

Ayer, Macri y Blumberg se dieron cita junto al diputado Eugenio Burzaco, en una esquina del barrio Villa Urquiza y concretaron de ese modo la primera aparición pública juntos desde que sellaron un acuerdo electoral. También se agregó el bonaerense Jorge Macri, quien integraría una fórmula con Blumberg en la provincia.

El padre de Axel admitió la posibilidad de ser candidato a gobernador por la provincia de Buenos Aires.

«La gente me lo pide constantemente y por supuesto lo estoy evaluando», aseveró.

Los dirigentes de PRO reclamaron que se active un proyecto de ley que plantea la creación de un registro nacional de ADN «para identificar a violadores y a otros responsables de delitos contra la integridad física» y que, a criterio de ambos, se encuentra « frenado por el kirchnerismo». Por eso concurrieron a la esquina de Olazábal y Barzana, donde, el 10 de abril de 2001, fue violada una joven. Estuvieron en el encuentro representantes de Asociación de Ayuda a las Víctimas de Violación (AVi-Vi), además de vecinos y adherentes.

Blumberg insistió en cuestionar la «falta de medidas preventivas» en materia de seguridad por parte de las autoridades y en otro sentido reiteró que está pensando en su candidatura para el distrito bonaerense.

«Yo estoy recorriendo la provincia de Buenos Aires con la gente de Mauricio, pero también con mucha otra gente, y estamos viendo los problemas en todos los lugares», dijo.

En un alto de la recorrida, Macri, Blumberg, Burzaco y Horacio Rodríguez Larreta (h) compartieron café en un bar de Triunvirato y Olazábal.

Macri sostuvo que «hay que crear un registro de huellas genéticas para este tipo de delitos, en el cual hay una enorme reincidencia, que permita reconocer rápidamente de quién se trata, y si es reincidente, actuar a tiempo para evitar nuevas violaciones». Reclamó, además, que los hospitales porteños « brinden una atención gratuita y especializada para evitar que las víctimas contraigan alguna infección desconocida».

El candidato aseguró que su iniciativa «no viola los derechos humanos, y en todos los países desarrollados este tipo de bancos genéticos ya existen», en tanto en la Argentina sólo hay uno en la provincia de Córdoba.

Cerca del cierre de campaña se espera otro acto conjunto de Macri con Blumberg, que contará con algún tipo de puesta en escena a la que acostumbra el candidato porteño, en esta ocasión el tema será «la puerta giratoria» en alusión a que sostiene que «los delincuentes entran en la cárcel y salen rápidamente por otra puerta».

Dejá tu comentario