Papeleras: Tabaré ratificó su "firme disposición" a una salida diplomática a conflicto

Política

El presidente uruguayo, Tabaré Vázquez, ratificó su "más firme disposición" a buscar una salida diplomática al conflicto que enfrenta a su gobierno con el argentino por la construcción de plantas de celulosa.

La afirmación está contenida en una carta enviada al Parlamento uruguayo junto al Informe y Memoria Anual, resumen de gestión de sus dos primeros años en el gobierno, que se cumplen mañana, jueves.

En la nota, Vázquez, el primer presidente socialista de la historia de Uruguay, manifiesta su convencimiento de que próximamente se restablecerá el diálogo con las autoridades argentinas gracias a la gestión de un "facilitador" designado por el Rey de España, según informó hoy la Presidencia uruguaya.

Las autoridades argentinas se oponen a la construcción de una planta de celulosa de la empresa finlandesa Botnia en la ciudad uruguaya de Fray Bentos, a orillas del río Uruguay, límite natural entre ambos países, con el argumento de que dañará el medio ambiente, lo que es rechazado por el Gobierno uruguayo y la empresa.

El enfrentamiento ha llegado hasta la Corte Internacional de Justicia de La Haya.

"Ante la proximidad del comienzo de una instancia de diálogo entre los representantes de gobiernos de ambos países auspiciada por S.M. el Rey Juan Carlos de España el gobierno nacional mantiene su más firme disposición a una salida diplomática", señala Vázquez en su mensaje al Parlamento.

El gobierno uruguayo -agrega- confía en que "sobre la base del respeto estricto al Derecho Internacional se resuelva definitivamente este diferendo, y se normalicen las relaciones entre dos naciones históricamente hermanas, se preserve la soberanía nacional y se renueve el derecho de la sociedad uruguaya al desarrollo sustentable".

Además, Vázquez ratificó al Parlamento que su administración seguirá con su actual política de derechos humanos.

"El gobierno reitera que no lo anima la venganza sino la justicia y el deber de la memoria", señaló.

"Tal como lo anunció y ha hecho desde el inicio de su gestión, seguirá adoptando las decisiones e instrumentando las medidas que permitan a la sociedad uruguaya recuperar la paz y tener la seguridad de que el horror de ese pasado reciente nunca más se repetirá", agregó.

La administración de Vázquez modificó los criterios de anteriores gobiernos sobre los alcances de la "ley de caducidad" o punto final que puso fin antes de su inicio formal a los juicios contra militares y policías por violaciones a los derechos humanos durante el régimen "de facto" (1973-1985) y en ese marco ordenó la búsqueda de restos de detenidos-desaparecidos en el interior de cuarteles.

En los últimos meses el ex presidente uruguayo Juan María Bordaberry, presidente democrático devenido en dictador, varios ex militares y ex policías fueron procesados por la Justicia, detenidos y encarcelados por violaciones de los derechos humanos.

En su carta al Parlamento el presidente destacó, además, logros económicos y sociales entre ellos una caída de la indigencia del 4,66 por ciento en 2005 al 3,94 por ciento en 2006 según datos de la CEPAL, y el descenso de la pobreza del 20,4 al 19 por ciento.
Vázquez destacó además la cancelación de deudas con organismos internacionales de crédito por 2.942 millones de dólares.

Dejá tu comentario