Clásico: provincias sin margen piden ayuda a Nación para replicar las medidas de alivio

Ambito Nacional

Pedido de Casa Rosada a mandatarios de imitar paquete de "solidaridad" regresa como búmeran. Restitución de subsidios al transporte y fondos para solventar suba a estatales, en eje de la discusión.

El paquete de medidas de “Solidaridad” que el propio presidente Alberto Fernández sugirió replicar en las provincias hizo emerger un clásico: los pedidos de fondos de los gobernadores a Nación para poder contener los efectos de la crisis. Un reclamo que desde la Casa Rosada creían saldado con la adenda al Pacto Fiscal que libera unos $60.000 millones a los mandatarios.

Puntualmente, las tarifas de boletos de trenes y colectivos que Nación congeló por 120 días para la órbita nacional (con efecto contagio en un puñado de distritos) reavivó la solicitud de las provincias por la restitución de los subisidios al transporte que podó Mauricio Macri hace más de un año para cumplir con el déficit cero que requería el acuerdo con FMI.

Asimismo, en los distritos aguardan una negociación con Nación para poder igualar los aumentos de salario que se definieron desde Buenos Aires, tanto para estatales nacionales como para el sector privado. Esta pulseada, no obstante, anticipa una más difícil: las paritarias 2020 entre gobiernos y gremios.

La semana pasada, Ámbito Financiero informó sobre las provincias que habían imitado medidas nacionales, como el congelamiento de salarios de planteles políticos y tarifas.

El radical Rodolfo Suarez frenó aumentos en sueldos, boletos y electricidad; el porteño Horacio Rodríguez Larreta hizo lo propio con subtes y peajes, en una señal que llegó desde pagos opositores. Entre los afines, Axel Kicillof suspendió aumentos en peajes bonaerenses y analiza los valores del transporte urbano; el pampeano Sergio Ziliotto postergó aumentos a la tarifa eléctrica; los gobernadores Ricardo Quintela (La Rioja) y Oscar Herrera Ahuad (Misiones) habían anunciado que tampoco tendrían incrementos salariales, ni ellos ni el personal político local. Los diputados de Tucumán y de Salta, por su parte, congelaron sus dietas durante 180 días.

Sin embargo, la presión sigue en las provincias. En lo que respecta al boleto de colectivo, distritos como Córdoba, Chaco, y distintas localidades de Río Negro y Neuquén no ven posibilidades de frenar un aumento para seguir prestando servicios de transporte urbano o interurbano.

En el caso chaqueño, el gobernador Jorge Capitanich adelantó que no podrá evitar un aumento en los costos de los pasajes. También en Córdoba, gobernada por el Juan Schiaretti, se prepara una audiencia pública para definir el incremento: para el gobierno debería rondar el 22% y las empresas exigen un 50%.

Asimismo, hoy el Concejo Deliberante de Viedma votará aumentos de 26%, propuesto por el intendente Pedro Pesatti, de Juntos Somos Río Negro. En la principal ciudad de la provincia, Bariloche, los empresarios del transporte pidieron un ajuste de la tarifa. Lo mismo ocurre en distintas localidades neuquinas.

La esperanza en las provincias es que Nación restituya los subsidios que recortó Macri. El ministro de Transporte nacional, Mario Meoni, tuvo reuniones con los gobernadores desde que asumió. Y en las conversaciones, que abarcaron diferentes temas, el regreso de los subsidios fue recurrente. En pocos días Meoni recibirá a los responsables de esa cartera de todas las provincias, y esperan que se formalice el reclamo. No obstante, el reparto de fondos se digita desde otro ministerios. Desde despachos nacionales que suelen recibir mandatarios explicaron a Ámbito Financiero que no está en los planes de Nación auxiliar a los distritos. “Los gobernadores no deberían tener problemas: con la adenda del Consenso las provincias se llevaron 60 mil millones adicionales”.

Del mismo modo, otro reclamo apunta a igualar en los planteles de los estados provinciales los aumentos de salarios dispuestos para los empleados nacionales y los privados. Lo mismo respecto a las futuras paritarias. El riojano Quintela lo expresó: “En la medida que no tengamos los fondos asegurados de Nación, no vamos a poder discutir la paritaria. Será muy importante que Nación pueda definir qué va a hacer con las provincias”, dijo, según el medio local El Independiente.

El contenido al que quiere acceder es exclusivo para suscriptores.

Dejá tu comentario