Boca ganó y ya está en la final del Mundial de Clubes

Deportes

Boca Juniors se clasificó para la final del Mundial de Clubes, al derrotar en Tokio, al Etoile du Sahel tunecino por 1-0, gracias a un gol de Neri Cardozo, en un partido que el equipo argentino jugó con un hombre menos desde el minuto 65.

El equipo argentino pasó demasiados problemas para derrotar al campeón africano y convirtió, en el minuto 37, una de las pocas ocasiones de que dispuso, en una gran jugada de Rodrigo Palacio, que concluyó Cardozo.

Los xeneises jugaron los últimos 25 minutos en inferioridad numérica por expulsión del colombiano Fabián Vargas, que recibió su segunda tarjeta amarilla por una falta sobre Mahdi Bendhiffallah.

Boca Juniors jugará el domingo la final del Mundial de Clubes contra el vencedor de la segunda semifinal, que disputarán en Yokohama el Milán italiano y el Urawa Red Diamonds japonés.

Miguel Angel Russo, el técnico de Boca Juniors, había advertido que su equipo debía aprovechar las pocas oportunidades que contase ante un equipo que se defiende bien, y sus jugadores le hicieron caso.

A Boca le costó romper defensa tunecina, que aplicó la misma concentración atrás que le había dado tan buenos resultados en cuartos de final contra el Pachuca, ante el que había esperado su oportunidad para ganar por 1-0 con un gol a los 85 minutos.

Pero el equipo argentino, que no había creado peligro hasta el gol, aprovechó la primera oportunidad que tuvo, a ocho minutos del final del primer tiempo, cuando Cardozo recibió un centro de Palacio y lanzó un disparo alto y cruzado, que terminó en gol.

La jugada había nacido con una buena combinación de Martín Palermo, que habilitó a su izquierda, al primer toque y de espaldas, para Palacio, en una posición cerca del fuera de juego, quien metió el balón entre Saberu Frej y Moussa Narry, para que Cardozo rematara.

Pero los tunecinos pudieron haber empatado antes del descanso con un disparo cruzado de Amine Chermiti en el minuto 43, tras un centro de Mohamed Ali Nafkha, que el arquero Mauricio Caranta salvó milagrosamente.

El segundo tiempo, Palacio siguió mostrándose muy incisivo por la izquierda y en el minuto 53 casi sorprende al arquero tunecino al conectar un cabezazo que se fue apenas desviado.

Aunque el equipo tunecino también tuvo su oportunidad poco después para empatar con un cabezazo del capitán Saif Ghezal.

Antes y después de la expulsión de Fabián Vargas, el equipo tunecino se mostró peligroso y prodigó sus aproximaciones al área de Boca Juniors, pero el equipo argentino pudo sentenciar el choque en el minuto 76 con un cabezazo de Martín Palermo, tras un centro de Hugo Ibarra, que pasó rozando el palo.

Además, el árbitro danés no sancionó un penal favorable a Boca Juniors por un derribo dentro del área al uruguayo Alvaro González, en el minuto 80.

Pero sería el equipo tunecino el que gozaría de la última oportunidad, a un minuto para el final, cuando el caboverdiano Gilson Silva, remató de cabeza, con el Caranta batido, y el balón pasó rozando el poste.

Dejá tu comentario