Bancos tienen que entrenar a empleados

Economía

Charles Grice, director de Consultoría de Riesgo en Servicios Financieros de Kroll en Nueva York, les recomendó ayer a los ejecutivos de banco y casas de cambio entrenar a sus empleados para detectar operaciones de alto riesgo que provengan del lavado del dinero o que puedan servir para financiar al terrorismo.

«No informar operaciones sospechosas es el virus que mata a los bancos y a los banqueros. Y cuando se detecte una operación de estas características, se va a criticar al banco por no haber prevenido la actividad del terrorismo»,
remarcó el experto ante un auditorio que siguió con atención su exposición. No muy lejos de allí, decenas de pantallas reproducían las trágicas imágenes del atentado terrorista en Londres.

Grice
, quien trabajó para el Federal Reserve Board en la división Finanzas Internacionales, en la Asociación de Banqueros de California y para la oficina del senador Lloyd Bentsen, aterrizó en Buenos Aires para participar del Seminario Regional Latinoamericano sobre prevención de lavado de dinero que la consultora Kroll realiza desde ayer y hasta hoy en el céntrico Hotel Sheraton Buenos Aires.

El director «anti-money laundry» se permitió una ironía por la obsesión de Estados Unidos de explorar a fondo las operaciones financieras dentro y fuera del territorio norteamericano. Así, hizo referencia a la «biblia» que diseñó el gobierno estadounidense sobre los procedimientos que se deben realizar para detectar el lavado de dinero.

«El último manual, que tenía 14 páginas, ahora tiene 340, lo que indica que la tarea se dificultará más, porque ahora será muy fácil criticar al banco por no haber cumplido con lo que se estipulaba de la página 189 a 193»,
sentenció.

Luego del 11-S, Estados Unidos endureció sus leyes sobre lavado de dinero que se extendió no sólo en ese país, sino también en buena parte del mundo. Ello llevó a crear nuevas normas de regulación bancaria financiera conocidas como US Patriot Act. Si se violan estas disposiciones, no se tiene acceso a los mercados.

Según
Grice, Estados Unidos avanza en la idea de imponer el concepto « conozca a los clientes de sus clientes» para evitar que el terrorismo pueda financiar su actividad a través de «clientes fachada» o pueda lavar dinero o evadir impuesto utilizando la técnica del «poder» que entrega a abogados para ejercer las operaciones.

«Ustedes (los banqueros) son responsables por sus clientes y van a ser criticados por no haber prestado atención a operaciones sospechosas. Recomendamos que se entrene a los empleados, porque ellos deberán explicar ante el fiscal dentro de 5 años por qué no informó sobre esa operación»,
sostuvo.

Y agregó:
«Los empleados tienen que estar en condiciones de calificar una operación de alto o de bajo riesgo. Y todas las unidades de negocios deben estar incluidas en el riesgo. Para eso, hay que conocer al cliente».

El seminario reunió a unos 40 oradores del sector público y privado y, además de Grice, estuvo el director Ejecutivo para Kroll en América latina, Andrés Antonius, quien subrayó que la Argentina está dentro de los seis países más expuestos al lavado de dinero. Y remarcó que las instituciones financieras que quieran operar con el mercado financiero estadounidense deben cumplir con una serie de controles y regulaciones que se van haciendo más estrictas día tras día.

Dejá tu comentario