Cristina admitió que la crisis financiera "va a tener secuelas económicas y sociales"

Economía

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner dijo hoy que "el desafío de este tiempo es el de quebrar la desigualdad" y llamó a que "hombres y mujeres de todo el mundo repensemos que con la cada de los paradigmas hace falta un debate global".

Al hablar en el seminario sobre el "Rol de la Mujer", Cristina aseguró que "en América del Sur y en América Latina el desafío que tenemos es de una altísima responsabilidad y es el de trabajar por lograr quebrar lo que constituye el problema más grave, que es la desigualdad que afecta a mujeres, a jóvenes, a ancianos y a niños".

"No sólo somos el continente más pobre, sino el más injusto, y aquél en donde hay más inequidad, por eso el gran desafío que tenemos las mujeres del sur ante la caída de los paradigmas y en el actual escenario mundial es el de construir en forma diferente y en términos de multilateralidad para crear nuevas formas de organización global", señaló.

La Presidenta estimó que "esta crisis financiera mundial, esta dura crisis va a tener secuelas económicas y sociales que deberemos abordar con otra forma de construir".

Cristina subrayó que "las mujeres estamos llamadas a asumir ese rol protagónico que nunca nos fue fácil, pero debemos asumirlo con la responsabilidad del momento, desde la política, la empresa, o el luar de ama de casa".

El seminario desarrollado en el Hotel Hilton de esta capital había sido inaugurado por la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, el lunes último y fue organizado por "Vital Voices".

Cristina aludió luego a la "importancia que dos mujeres presidentas de la región como Michelle Bachelet y quien les habla estuvimos no hace mucho dando nuestra visión sobre dos hechos concretos, como la solución pacífica al diferendo entre Colombia y Ecuador y hace muy pocos días en Chile en el Palacio de La Moneda dando el apoyo de la región a la democracia en Bolivia".

"Por eso digo que el rol, el compromiso de las mujeres resulta fundamental en este momento y en nuestra región", reseñó la Presidenta y de inmediato agregó que "lo hicimos a partir de varias premisas, entre ellas la de saber que somos diferentes venimos de experiencias diferentes, pero eso no significa un impedimento para encontrar nuevos caminos".

Cristina subrayó que "necesitamos articular y congeniar con los hombres y mujeres para constituir un sistema de fortaleza y de seguridad".

"No nos hace falta a las mujeres ser presidentas para desempeñar ese rol protagónico porque lo tienen las mujeres que lideran los movimientos sociales en toda América del Sur y en todo el mundo", dijo.

Por otra parte, Cristina dijo: "quien podía imaginarse que en 1989 se derrumbaría el Muro de Berlín y ninguna de nosotras pensaba tampoco ver la caída de las Torres Gemelas y quien iba a imaginarse hace seis meses atrás que aquel modelo de capitalismo basado únicamente en lo financiero iba a tambalear y a sacudirse como está sucediendo".

"Estos son los cambios que no aparecen en los diarios y que muchas veces dan señales de lo que puede suceder y hay que saber advertirlos", agregó.

Cristina señaló luego que "esto revela el alto grado de cambio que tiene el mundo y la sociedad y por eso las mujeres tenemos que estar preparadas para asumir ese rol y esa responsabilidad y junto a todos los hombres también debatir, discutir y construir este mundo diferente".

Finalmente la Presidenta recordó que "en la Argentina también ha cambiado la situación y mucho desde aquel 2003 con un escenario mundial similar al de hoy que nos había precedido en el 2001 como producto de una ficción donde se creía y se decía que el dinero genera dinero sin bienes, sin producción, sin innovación tecnológica"

Dejá tu comentario