Deuda: el Gobierno paga hoy u$s230 millones al Club de París

Economía

Es parte del acuerdo alcanzado para estirar la negociación hasta el 31 de marzo. La próxima semana cancelará otros u$s350 millones al FMI. Las señales al mercado, en plena tensión cambiaria.

El Gobierno le pagará hoy unos u$s231 millones al Club de París. El monto fue acordado el mes pasado para evitar el default de la deuda con este grupo de países acreedores. Este giro forma parte de una serie de compromisos en moneda extranjera con organismos multilaterales y bilaterales, entre ellos el Fondo Monetario Internacional, que el Ejecutivo afrontará durante el segundo semestre y de un conjunto de señales lanzadas por el oficialismo en el último tiempo para intentar llevar calma al mercado ante las primeras tensiones cambiarias preelectorales. La próxima semana se cancelarán otros u$s350 millones de intereses al FMI.

El pago de hoy fue acordado por el ministro de Economía, Martín Guzmán, durante junio, cuando ya transcurrían los 60 días de gracia para cancelar los u$s2.437 millones que el país le adeuda al Club de París que habían caducado en mayo. El entendimiento, que fue negociado durante las últimas giras europeas de Guzmán y de Alberto Fernández, abrió un puente de tiempo hasta el 31 de marzo para cerrar un nuevo programa con el FMI y renegociar los pasivos con el Club sin que se declare el default.

Hasta entonces, habrá que abonar una segunda cuota de u$s199 millones el 28 de febrero para completar u$s430 millones. El monto de esos pagos intermedios se definió para equilibrarlos con los que se realizarán a otros acreedores bilaterales por fuera del grupo, principalmente a China. Esta fue una de las exigencias de países como Japón para acceder a posponer los u$s2.000 millones restantes. Es que este mismo mes se realizan tres pagos de créditos provenientes del gigante asiático por alrededor de u$s200 millones. En diciembre y enero están previstos giros por otros u$s200 millones a ese país.

El saldo remanente continuaría devengando intereses a una tasa anual del 9%, como plantean los términos del acuerdo de 2014 firmado por el entonces ministro Axel Kicillof para salir del default con el Club de París en el que Argentina había caído en 2002.

Los u$s231,4 millones que se cancelarán hoy irán a las cuentas de instituciones financieras oficiales de los integrantes del Club: Alemania, Japón, Estados Unidos, España, Francia, Austria, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Finlandia, Israel, Italia, Países Bajos, Reino Unido, Suecia y Suiza. Las que más recibirán serán la alemana Euler Hermes (u$s79,8 millones al tipo de cambio del 31 de mayo), el Japan Bank for International Cooperation (u$s37,7 millones), el Eximbank USA (u$s14,5 millones) y la Swiss Export Risk Insurance (u$s13 millones).

En adelante, el Gobierno buscará reestructurar con este conjunto de países las tasas y los plazos de repago de la deuda remanente. En su primera propuesta enviada al Club de París, Guzmán planteó un esquema de tres años de gracia, la cancelación del compromiso durante los siguientes siete años y una reducción de los intereses desde el actual 9% a un 1% hasta 2023 y un 1,5% entre 2024 y 2031.

Para avanzar en las conversaciones, el Club exige que se defina el nuevo programa con el FMI que el Gobierno negocia para refinanciar los u$s45.000 millones que tomó Mauricio Macri. Tras las últimas reuniones, Economía ve más encaminada la posibilidad de eliminar los sobrecargos que fija el Fondo (lo que permitiría reducir en u$s950 millones los intereses anuales) y de incluir una cláusula que permita a futuro extender los plazos de repago en caso de que se apruebe una nueva línea de crédito más larga que la de Facilidades Extendidas (diez años), como contó Ámbito. Pero continúa el hermetismo sobe las condicionalidades fiscales y monetarias que plantea el Fondo.

Justamente al Fondo el Tesoro le pagará unos u$s350 millones la próxima semana, que corresponden a los intereses del programa stand by de 2018. Así se lo confirmaron fuentes oficiales a este diario. El compromiso está fechado para el 1º de agosto pero al tratarse de un domingo se hará efectivo en los días subsiguientes. Junto a otros vencimientos con multilaterales, el próximo mes el Gobierno deberá desembolsar u$s493 millones, según datos de la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC).

En julio, también de acuerdo con la OPC, los pagos de deuda en divisas ascienden a u$s777 millones, entre el Club de París, entidades internacionales y el primer pago a los bonistas tras el canje de 2020 que ya se realizó.

Durante todo el segundo semestre los compromisos en moneda extranjera, sin incluir los pagos intra sector público, totalizan unos u$s6.300 millones. Más del 70% corresponden a los vencimientos de capital (en septiembre y diciembre por más de $1.880 millones cada uno) e intereses (en agosto y noviembre por unos u$s350 millones) con el FMI. Un número más que importante en momentos en que el Gabinete económico enfoca sus cañones en contener las tensiones cambiarias.

En ese marco, el oficialismo ya adelantó que al menos el primer pago de capital se cancelaría con parte de los derechos especiales de giro (DEG) que enviará el propio organismo al país en agosto. La distribución del equivalente a u$s650.000 millones de DEG (la moneda del Fondo) entre los países miembro de la entidad se espera que sea aprobada el próximo lunes. A Argentina le corresponderán unos u$s4.350 millones, que podrían ampliarse si el FMI define que los países de ingresos medios puedan ser beneficiarios de un segundo reparto de los DEG que no utilicen los estados ricos.

Cristina Fernández de Kirchner confirmó el sábado pasado que esos recursos no serán usados por el Gobierno para paliar la situación social y la política sanitaria, el destino promovido por el bloque de senadores del Frente de Todos y por el propio Fondo. “El FMI decidió entregarle dólares a los países por los estragos de la pandemia. Nosotros no vamos a poder porque en 2018, después de que en 2015 tuviéramos un país sin deuda, ahora debemos u$s45.000 millones”, dijo la vicepresidenta.

Dejá tu comentario